La Playbook se atasca

La operadora británica O2, propiedad de Telefónica, ha anunciado a su clientes que no ofrecerá la tableta PlayBook de Research In Motion debido a "problemas de experiencia de los usuarios".

Las dudas de O2 podrían estar relacionadas con la sensación de que la PlayBook está "sin terminar". Salió a la venta sin aplicación de correo nativa, sin la compatibilidad prometida con aplicaciones Android o un catálogo propio decente y muy dependiente de la BlackBerry. Sin olvidarnos de la serie que hubo que retirar del mercado.

Dado el alto precio de estos dispositivos, los acuerdos con operadoras para que subvencionen parte del coste a sus clientes son cruciales para los fabricantes, y perder el apoyo de una firma tan importante como O2 es un fuerte varapalo.

A esto tenemos que añadir un recorte en las previsiones trimestrales de RIM, que podría reducir beneficios trimestrales por primera vez en nueve años y ha indicado que recortará su plantilla. La noticia hizo caer sus acciones en bolsa ante la suspicacia de los inversores.

Además, la versión 4G de la tableta se ha retrasado hasta el otoño, aunque esto último podría ser casi mejor si cuando finalmente salga al mercado ofrece todo lo que se espera de ella. Por ahora, la empresa dice haber despachado unas 500.000 unidades de su tableta, y aunque defienden el lanzamiento, está claro que no está cumpliendo con las expectativas de la empresa, los analistas ni los consumidores.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios