BAQUIA

Apple retira (y sustituye) los primeros iPod Nano

Nunca es tarde si la dicha es buena. O eso pueden decir los propietarios de un iPod Nano de primera generación, si se ven con ánimo de aprovechar la oferta de Apple para que les cambie su reproductor.

Cinco o seis años después de que los usuarios comprasen esos dispositivos y se los llevasen a casa (cuando aún eran alargados y no cuadrados, y no tenían cámara ni respondían a los gestos), Apple advierte sobre el riesgo de que las baterías de estos dispositivos se prendan fuego,  y retira las unidades que sigan en el mercado.

Los interesados pueden consultar el número de serie de su dispositivo, comprobarlo aquí, y si resulta que es uno de los que tiene la batería defectuosa, puede mandárselo a Apple para que se lo cambien. Pero que nadie se haga ilusiones: a Mashable le han confirmado lo que adelantaban en TechCrunch: que Apple aún tiene unidades antiguas, así que los usuarios no recibirán un flamante Nano moderno o de hace un par de años.

Ante este programa de recuperación, uno puede preguntarse por qué exactamente ha tardado tanto Apple en ofrecer recambios. No es como si el problema fuera desconocido, precisamente, y ya ha habido campañas anteriores para retirar unidades defectuosas. Parte del argumento del fabricante es que el problema se agrava con los años, pero el caso es que con el tiempo que han tardado es probable que queden pocos de estos iPods primitivos en funcionamiento.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios