BAQUIA

Mis oídos viajeros

A medida que nos hacemos globales, conozco más gente en todo el mundo. Muchos de ellos tienen que ver con emprendedores locales y, con creciente frecuencia, son una fuente inacabable de proyectos de todos los puntos más alejados -de Madrid, claro- Los contactos crecen de manera regular y, cada día, tengo una sorpresa de alguna parte del mundo con alguien que me presenta a alguien que quiere iniciar el gran proyecto.

Hoy me llega uno de EE.UU. y viene de la mano de un buen amigo de hace años que me presenta a otro. Lo veremos por Skype la semana que viene.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios