¿Dónde está el Ministerio de Ciencia? ¿Lo necesitamos, o no?

En la próxima legislatura, España no tendrá un ministerio de Ciencia e Innovación, sino una Secretaría de Estado de Investigación, Desarrollo e Innovación, dependiente del Ministerio de Economía y Competitividad. Y a esa secretaría corresponde crear la Agencia Estatal de Investigación que quedó pendiente en la legislatura anterior.

La decisión afecta a una de las asignaturas pendientes de España, la apuesta por el I+D, y aunque no es la primera vez que pasa, ha provocado un encendido debate en la Red.

A un lado, encontramos a los que defienden la creación de un Ministerio fuerte, que lidere investigaciones pioneras en lugar de buscar aplicaciones a invenciones ajenas. O señalan que quizá el ministro de Economía, Luis de Guindos, no sea la persona más adecuada para estar al mando de la inversión en I+D. Al fin y al cabo es el hombre encargado de recortar.

Por otro lado, hay quien apunta a que pese a la aparente pérdida de protagonismo que es quedarse sin ministerio, ahora las cuestiones de Investigación y Desarrollo dependen de un Ministerio con más peso y presencia en la toma de decisiones,

Es difícil decidirse por un bando a estas alturas del partido, pero lo único en lo que más gente parece estar de acuerdo es en que la elección del secretario de Estado de Ciencia e Innovación será crucial para el futuro de la investigación en España.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios