BAQUIA

¿Qué es eso de la consumerización?

Con motivo del Día Mundial de Internet que se celebra mañana 17 de Mayo, D-Link nos explica uno de los conceptos clave de la era tecnológica actual: la consumerización.

La consumerización es un término que describe la “intrusiónde la tecnología doméstica en la oficina. Por ejemplo, una persona puede encontrar tan fácil de usar su iPhone personal que prefiere usarlo también para consultar su correo de trabajo. Esto ocurre cada vez más, debido a que la tecnología que usamos en nuestra casa es igual de buena o incluso mejor que la que se usa en la empresa.

Así lo demuestra el estudio “Two Worlds, One Life”, presentado también por D-Link y realizado por la agencia Vanson Bourne. El 63 por ciento de los usuarios europeos preferiría usar las mismas marcas que usa en casa dentro de su oficina, una tendencia que va de la mano de su prima-hermana BYOD (Bring Your Own Device). 

Algunas conclusiones interesantes de este estudio son:

1. El diseño pasa a un segundo plano: El diseño ya no es lo más importante para el usuario cuando compra tecnología. Los hábitos de compra de tecnología de los particulares se acercan cada vez más a los de las empresas. En vez de adquirir tecnología por su diseño “moderno” o actual, los usuarios dejan esto en un segundo plano y se fijan más en aspectos como la confianza (38%), la innovación (17%) o el valor monetario (12%).

2. Sencillez ante todo: El comportamiento de los consumidores y las empresas a la hora de comprar dispositivos tecnológicos es cada vez más práctico y suelen optan por la sencillez de uso, la calidad y la fiabilidad de los productos. Un dato curioso que lo confirma es que el 59 por ciento de los encuestados reconoció adquirir nuevos equipos sólo cuando falla su modelo actual, el 54 por ciento cuando comienza a ralentizar su trabajo y el 41 por ciento cuanto existe un avance tecnológico significativo.

3. No merece la pena ser “early adopters”: El 52 por ciento de los consumidores y el 47 por ciento de las empresas prefieren comprar la segunda o tercera versión de un producto, ya que es lógico que aquellos empeñados en tener lo último en tecnología (por muy irresistible que sea) deben afrontar más errores de los sistemas.

4. Tecnologías interconectadas: El 70 por ciento de los consumidores cree que sus tecnologías están interconectadas (un 45 por ciento de ellos utiliza las mismas marcas en casa y en el trabajo), mientras que el 39 por ciento asegura que sus decisiones en el ámbito privado están influidas por sus costumbres tecnológicas en el trabajo. El 63 por ciento habría recomendado en el ámbito profesional marcas que utiliza en casa.

5. El futuro de las redes domésticas pasa por las tecnologías híbridas: una red híbrida combina distintos tipos de tecnologías, como WiFi, Ethernet o PLC (capaz de llevar Internet a través del cable eléctrico). Una red híbrida crea un sistema de comunicación doméstico capaz de llevar la conexión a cualquier parte.

Como ha dicho Kevin Wen, presidente de D-Link Europe, lo realmente interesante es ver cómo los consumidores son cada vez más exigentes con la tecnología que utilizan en su vida diaria, y cómo se dejan influir por otros aspectos ajenos a la novedad tecnológica.  


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios