BAQUIA

Samsung se blinda con SAFE pensando en el cloud y las empresas

Samsung safe

En unos tiempos en el que cada vez más los trabajadores operan a través de dispositivos móviles y los maleantes no se compran una pistola, sino un ordenador con conexión a internet, los datos compartidos a través de la Red están más expuestos que nunca a ser atacados.

Para evitar sustos en los entornos corporativos móviles, y con un ojo puesto en la pujante tendencia del BYOD, Samsung está encaminándose a reforzar la seguridad de sus dispositivos, y por extensión la de los documentos y archivos que manejan sus clientes.

La empresa surcoreana, que superó con creces las ventas de Apple en el primer trimeste de 2012, apuesta rotundamente por los servicios en la nube. Sin embargo, sus smartphones, tablets y ordenadores se basan en hardware y sistemas operativos distintos (complicado por la propia fragmentación que existe en torno a los dispositivos Android), lo que dificulta compartir archivos.

Para evitar probelmas con la seguridad, los productos de Samsung serán certificados como SAFE (Samsung Approved for Enterprise), que garantiza que los dispositivos facilitan a los departamentos TI su gestión in situ y en remoto, y que cumplen con las políticas TI establecidas por las organizaciones, especialmente las aplicaciones MDM (Mobile Device Management) y VPN (Virtual Private Network), además de encriptacion de datos.

El Galaxy SIII será el primero en llevar el sello de SAFE. Gracias a ello, las compañías podrán encriptar y borrar de forma remota los datos que contenga el dispositivo en caso de ser robado, además de activar y desactivar el Bluetooth, Wi-Fi, cámara, itinerancia de datos,… así como la posibilidad de compartir de forma más segura a través de aplicaciones como AllShare o Share Shot. Todo ello sin sacrificar en velocidad ni funcionalidad.

Un sistema de seguridad que es compatible con las medidas de seguridad habituales: cortafuegos y control de acceso. Y trabajará de forma conjunta con herramientas de gestión del sistema como AirWatch, Juniper Networks y Sybase Afaria, entre otros. SAFE también es compatible con ActiveSync de Microsoft, que permite sincronizar contactos, calendario, notificaciones y e-mail.

La apuesta de Samsung por el cloud y los entornos corporativos podría suponer un duro golpe para RIM y sus Blackberrys, tradicionalmente líder en este sector pero con un futuro por delante cada vez más complicado.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios