Apple rectifica y regresa al certificado ecológico EPEAT

La semana pasada Apple decidió excluir a todos sus productos de la norma ecológica EPEAT (Electronic Product Environmental Assessment Tool). Una decisión que, pocos días después, ha sido calificada como un error por parte de Bob Mansfield (vicepresidente senior de ingeniería de hardware), que ha asegurado hoy a través de un comunicado que sus 39 productos volverán al marco de la norma de Green Electronics Council.

La normativa requiere que los productos electrónicos sean fácilmente desmontables por parte de los consumidores de forma que estos puedan eliminar sin complicaciones los componentes que sean especialmente tóxicos, como las baterías. La retirada de Apple supuso el rechazo de la ciudad de San Francisco, que decidió bloquear todos los productos de la marca de la manzana mordida en todas sus oficinas municipales.

Apple-tv-6

En un primer momento, los de Cupertino aseguraron que sus propias normas ambientales eran más estrictas que las impuestas por EPEAT. Sin embargo, los usuarios cada vez están más concienciados del respeto al medio ambiente de tal forma que sus decisiones a la hora de adquirir un producto electrónico se ven influenciadas por el mayor o menor respeto ecológico. Apple remarcó a través de su página web la responsabilidad con el medio ambiente que tienen todos sus productos, pero parece que no ha sido suficiente. El revuelo despertado entre sus usuarios y la opinión pública ha ejercido presión sobre la marca fundada por Steve Jobs.

Mansfield ha asegurado que la relación de la marca con la normativa EPEAT se ha reforzado y que el equipo de Apple diseña productos de los que todo el mundo se sienta orgulloso de poseer y utilizar.

Es posible que la decisión de la ruptura entre Apple y EPEAT se debiese a la pantalla Retina Display de algunos equipos de Apple, cuyos componentes no se pueden renovar ni desmontar por estar directamente soldados a la placa.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios