BAQUIA

Buccaneer: la impresora 3D que quiere estar en tu casa

Bucaneer

El futuro de las impresoras 3D no está todavía claro. Se habla de su posible aplicación a entornos industriales, de la fabricación de componentes especializados… Pero, ¿como objeto de consumo masivo? ¿Tendremos una impresora 3D en casa, igual que ahora tenemos una de tinta y papel? Incluso profesionales del sector, como Paloma Beamonte, dudan de ese camino.

Una startup con origen en Singapur y sede en Palo Alto, Pirate 3D, se ha propuesto conseguir que la impresora 3D se convierta en un consumible más en el hogar. Y para ello ha optado por un modelo de impresora que se sustenta en conceptos absolutamente opuestos a los primeros modelos que se empiezan a ver en el mercado: innovadora, barata, eficiente, sencilla… y bonita.

La impresora ha sido bautizada como Bucanneer, y ha recurrido a la plataforma de crowdfunding Kickstarter para darse a conocer y obtener la financiación necesaria para sacar adelante el proyecto.

El arranque no ha podido ser más fulgurante: el proyecto se hizo público el pasado 30 de mayo solicitando 100.000 dólares, cantidad que consiguió nada menos que en 10 minutos. Actualmente las aportaciones ya superan los 500.000 dólares, y todavía quedan 26 días por delante para seguir recibiendo apoyos financieros.

Los primeros en apoyar el proyecto recibirán la impresora a cambio de aportar 297 dólares. Una vez que empiece a fabricarse, en EEUU, Canadá y Singapur costará 397 dólares (incluido un cartucho con el material de impresión) y 497 dólares en el resto del mundo. Si todo marcha como está previsto, los primeros envíos comenzarán en diciembre de este mismo año.

The Bucanneer está pensada para que sea fácil de usar. Funcionará desde escritorio de PCs y dispositivos móviles, y se podrá imprimir desde un navegador web a través de una plataforma cloud. También vendrá acompañada de un software, Smart Objects, que permitirá a los usuarios crear objetos 3D con facilidad, sin necesidad de conocimientos de progamación o diseño.

La impresora es pequeña (25 x 25 x 35 centímetros), y estará fabricada en aluminio y acrílico. Tiene muy en cuenta la estética, que recuerda al diseño utilizado por Apple en su Power Mac G4 Cub. El fabricante no oculta la similitud, puesto que el diseñador y cofundador de Pirate 3D, Tsang You Jun, se declara fan de Apple.

0


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios