Preguntas para hacer a un proveedor de SEO

El SEO evoluciona al mismo ritmo acelerado que Internet y las redes sociales. En los últimos años han sido desmontados varios mitos en torno al SEO y las analíticas de posicionamiento. Sin embargo, no todas las empresas dedicadas a proporcionar a sus clientes servicios SEO se han adaptado a los cambios.

          Seo

Según un artículo de Social Media Today, algunas pequeñas empresas de SEO low cost, continúan utilizando las viejas técnicas de Black Hat SEO, que dejaron de ser efectivas hace ya tiempo, y que aunque pueden proporcionar resultados de posicionamiento inmediatos, a la larga perjudican a los clientes.

Lógicamente, también existen empresas que ofrecen servicios de SEO correctamente, y que conocen y utilizan los métodos y las herramientas adecuadas para ello. Pero ¿qué pasa con aquellos proveedores de SEO más “chapuceros”? ¿Cómo podemos saber si los servicios que se ofrecen se basan en técnicas eficaces y éticas que tienen beneficios a largo plazo?

Es habitual encontrarse la bandeja de entrada repleta de correos de este tipo de proveedores poco recomendables, en los que presentan sus servicios y prometen un calendario mensual con más de 100 presentaciones en directorios, veintitantos artículos en el blog, y varios faroles más.

En la mayoría de los casos, estos datos son reales. Sin embargo, ¿de qué nos sirve contar con un artículo diario en nuestro blog si la calidad de éste es pésima? Este tipo de proveedores tratan de venderse presumiendo de la cantidad de sus prácticas, pero al parecer la calidad ocupa un puesto bastante inferior en su lista de prioridades.

Detectar a este tipo de proveedores es fácil. Basta con responder cordialmente a alguno de estos correos, pero planteando algunas preguntas clave que destaparán de inmediato su manera de trabajar. Por ejemplo:

– ¿Me puede dar algunos ejemplos de los artículos escritos y publicados en blogs?
¿Qué control de calidad llevan a cabo a la hora de seleccionar los directorios y sitios web de enlaces? Por ejemplo, ¿se tiene en cuenta el tema del directorio y la autoridad del dominio?
– ¿Me puede mostrar una selección de los directorios utilizados?
– ¿Me puede dar un ejemplo de una página de destino creada?

Si un proveedor de SEO ignora nuestras preguntas o no es capaz de ofrecer respuestas a preguntas básicas como éstas, estamos ante un claro indicio de que se trata de un proveedor SEO “chapuza”.

Si investigamos un poco sobre los servicios proporcionados por estos proveedores descubriremos que la calidad de sus artículos es bastante pobre, incluyendo en ocasiones hasta faltas de ortografía o gramática, que la construcción de links se basa en métodos anticuados y que los directorios utilizados son listas interminables de baja calidad.

Aunque parezca mentira, son bastantes las empresas incautas que han caído en la trampa de estos servicios en el pasado. La consecuencia de ello es una mala alineación actual y varias copias ininteligibles del contenido de sus blogs y sitios web.

Y tú, ¿te aseguras de hacer estas preguntas o similares antes de suscribir tu empresa a un paquete de SEO? ¿has experimentado las consecuencias de una mala estrategia?
 


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios