BAQUIA

¿Cómo la virtualización de escritorios puede ayudar a las escuelas con menos recursos tecnológicos?

Son muchas las escuelas y centros educativos que, a pesar de tener conciencia de la importancia de implementar el uso de las nuevas tecnologías entre sus alumnos, carecen de grandes recursos tecnológicos o de fondos para comenzar a desarrollar buenas y potentes estrategias de e-learning.

Según un artículo publicado en TakePart, esto pasa en España y en países de todo el mundo. Sin ir más lejos, en la misma California, sede de grandes empresas tecnológicas, existen centros educativos con este problema. Hoy vamos a hablar sobre el caso concreto de Luther Burbank Middle School en Highland Park, California, pero se trata de un caso similar a las miles de escuelas de nuestro país que aún están muy lejos de tener unos equipos que permitan implementar el uso de las nuevas tecnologías en el sector de la educación.

Según un profesor del centro, la mayoría de los ordenadores portátiles y de sobremesa llevan en la escuela prácticamente desde que él entró a trabajar al Luther Burbank Middle School en 2009. Los alumnos del centro utilizan estos equipos para trabajar en asignaturas como inglés, matemáticas, ciencias y ciencias sociales, utilizando software educativo de hace más de 5 años.

Computer_waste_main

Puede que en muchos otros aspectos cinco años sean un periodo de tiempo insignificante, pero en el mundo de la tecnología, cinco años son una eternidad. Sólo un año de antigüedad en la tecnología y especialmente el hardware puede significar una velocidad de los equipos mucho menor y una gran barrera a la hora de ejecutar algunos programas más novedosos.

Sin embargo, en Luther Burbank Middle School no faltan las ganas y la motivación tanto por parte de profesores como de alumnos. "Nos encantaría que todos nuestros ordenadores fueran nuevos, y tener uno para cada estudiante en cada una de nuestras aulas, pero esto no es posible, porque simplemente no tenemos dinero para ello”, asegura Arturo Valdez, profesor del centro.

El presupuesto anual de la escuela en adquisiciones y mantenimiento de la tecnología va del 3 al 13 por ciento, y ya se trata de un presupuesto algo mayor al de muchos centros educativos de otras partes del mundo. Aun así, esto sólo da para actualizar el software más desfasado de algunos ordenadores y reparar algunos equipos averiados.

Aunque estos centros consiguieran reunir los fondos necesarios para llenar cada una de sus aulas con equipos punteros, aún tendrían que enfrentarse al temido ciclo de actualización del software y remplazo del hardware obsoleto cada cuatro o cinco años. Teniendo en cuenta que muchos de estos centros se han visto obligados a hacer grandes recortes sólo para mantener las luces y la calefacción encendidas, asumir estos costes se ha convertido en toda una utopía.

Ante los problemas derivados de esta crisis, toca esforzarse por encontrar soluciones más rentables. Una de las tendencias que más está dando que hablar en los centros educativos con este problema es la virtualización de escritorios como método para aprovechar los equipos obsoletos de las escuelas sin necesidad de sustituirlos.

La virtualización de escritorios permite que los programas ejecutados en equipos individuales se almacenen en un servidor remoto en lugar de en el disco duro local. Para ello sólo es necesario un buen equipo actualizado y con software actual que sirva de cerebro central, y el resto de ordenadores de sobremesa o portátiles que estén conectados a este servidor podrán operar sin ningún inconveniente. Esto permitiría a las escuelas aumentar el número de equipos con un presupuesto más reducido, ya que sería suficiente con adquirir modelos más antiguos y menos costosos.

Entre las empresas que se dedican a proporcionar este tipo de instalaciones a las empresas encontramos Neverware, especializada en ofrecer este servicio a las escuelas para que puedan mejorar su tecnología sin tener que tirar todas sus computadoras viejas.

Neverware

Neverware utiliza un servidor llamado "Juicebox" y lo conecta a la red de la escuela, permitiendo albergar hasta 150 equipos diferentes. La escuela sólo deberá pagar una cuota mensual por cada equipo conectado al servidor. Aunque algunas grandes empresas como IBM, Citrix y VMware también ofrecen este servicio, NeverWare es una alternativa bastante más económica, permitiendo implementar por un coste aproximado de 15.000 dólares un sistema que costaría entre 25.000 y 60.000 dólares con otra compañía.

Aunque Neverware sólo lleva seis meses en el mercado, ya ha firmado más de 20 contratos con clientes en Nueva York, sede de la compañía. The East New Yor Family Academy, en Brooklyn, fue el primer centro en probar su servicio, y según aseguró su subdirctor Robert Homik a The Verge, sus lentos equipos de más de 10 años de edad pasaron a ejecutar Windows 7 a una velocidad impresionante.

Eso sí, Jonathan Hefter, CEO de Neverware, asegura que la virtualización de escritorio difícilmente resolverá el problema de la tecnología en las escuelas si los maestros no son formados acerca de cómo maximizar sus beneficios en las aulas. ¿Será la virtualización de escritorio la solución a la crisis económica y tecnológica de los centros educativos?
 


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios