BAQUIA

A los españoles les gusta su trabajo

Desde que Adán y Eva se vieran obligados a abandonar el paraíso terrenal bajo la amenaza de que deberían ganarse el pan con el sudor de su frente, entre otras reprimendas, es un lugar común para la humanidad el quejarse del trabajo, de los jefes, de los atascos y las horas punta, de los bajos sueldos…

Pues bien, aquí, en España, parece que andamos bastante contentos con nuestras ocupaciones. Nada menos que nueve de cada diez trabajadores españoles está satisfecho con su empleo, según la Encuesta de Calidad de Vida en el Trabajo, elaborada por el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales (por meter algún link. Preferiríamos darles el enlace de la web del Ministerio, que es la fuente original, pero es más lenta que el caballo del malo. Si alguien quiere intentarlo, entrando por Gabinete de Comunicación…).

Los factores que intervienen en este nivel de satisfacción son el gusto por el trabajo, con casi un 23% de respuestas; el compañerismo -12,4%-; el sueldo, con un 9,4%; y finalmente un buen horario (7,8% de los encuestados). El 80% de los empleados está contento con el entorno físico de su empleo y sus condiciones de seguridad e higiene laboral, mientras que siete de cada diez están conformes con la organización de su trabajo, las relaciones con sus compañeros y su conocimiento de los objetivos de su empresa.

Aproximadamente cinco de cada diez empleados piensan que en su empresa existe un ambiente que los estimula para mejorar su trabajo, y están satisfechos con su salario, con el grado de participación en el trabajo que realizan y con su convenio colectivo. Cuatro de cada diez declaran conocer bastante bien su convenio y tan sólo uno de cada diez se aburre siempre o frecuentemente en su trabajo.

En cuanto a las condiciones de trabajo, uno de cada diez ocupados considera que trabaja en condiciones peligrosas. Sin embargo, la proporción varía según la actividad económica. Así, en industrias extractivas son cinco de cada diez trabajadores los que creen trabajar en condiciones peligrosas, en actividades pesqueras son cuatro de cada diez, y en la construcción, tres de cada diez.

Los trabajadores que residen en Aragón son los más satisfechos con la tarea con la que les ha tocado lidiar, con un nivel de 7,4 sobre 10, muy por encima del 6,88 que se registra de media en las 17 comunidades autónomas españolas. Los que están empleados en Galicia son los más descontentos -6,3 sobre 10-.

Eso sí, somos apegados a las tierras que nos vieron nacer; más del 70% de los ocupados trabaja en la misma región donde vino al mundo. Curiosamente, y a pesar de sus sempiternas quejas, los profesores son los que más valoran su trabajo (7,47), frente a los empleados en tareas domésticas, que únicamente aseguran estar contentos con su trabajo en 5,79 de cada 10 casos. En general, los más contentos con su actividad son los más jóvenes o los que están a punto de jubilarse.

Aunque quizás sean los directivos los que más motivos tienen para la alegría laboral, teniendo en cuenta que están entre los mejor pagados del mundo. Pero aquellos que no han llegado tan alto en la vida, que no desesperen: a lo mejor cualquier día llama a su puerta la madre de todos los trabajos.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios