África, a la cola de las tecnologías de la información y la comunicación

Apenas cuatro de cada 100 africanos utilizan Internet y la penetración de banda ancha en el continente está por debajo del 1%. Unas cifras que se sitúan muy por debajo de la media mundial y que la iniciativa Connect Africa pretende solventar.

La asociación tiene como objetivo movilizar recursos técnicos, financieros y humanos para disminuir la brecha existente en tecnologías de la información y la comunicación (TIC). ‘Connect Africa’ pretende desarrollar la infraestructura necesaria para estimular el crecimiento económico y el empleo a través de África.

Para ello, la capital de Ruanda, Kigali, ha acogido una conferencia a la que han asistido cerca de 500 participantes. Tanto Jefes de Estado como representantes de distintas empresas e instituciones se han trasladado hasta Kigali para impulsar las TIC en el continente.

Uno de los principales objetivos de este evento es el de extender la banda ancha y las redes de acceso en el continente. Para ello, se propone utilizar modelos de negocio innovadores, como la participación de infraestructuras entre las instituciones locales y regionales.

Otro de los temas a tener en cuenta es la formación de los trabajadores para permitir a su vez el crecimiento en el sector de las TIC y, por extensión, en toda la economía. Asimismo, ‘Connect Africa’ aboga por una política y un entorno regulatorio para promover la inversión.

Aunque no todo son aspectos negativos, ya que el mercado africano de la telefonía móvil ha crecido el doble que la media mundial, pasando de 16 millones de usuarios a 136 en un año.

Sin embargo, en lo referente a servicios de Internet de alta velocidad, la situación del continente deja mucho que desear. En muchas partes de África, apenas existe inversión para crear una infraestructura de banda ancha. Y en aquellos casos en los que se dispone de tal infraestructura, los precios son tres veces superiores a los de Asia. La situación empeora en las zonas rurales, ya que la mayoría carecen de acceso ICT.

A pesar de las dificultades, el mercado plantea grandes retos al sector y son cada vez más los interesados en entrar en el sector debido al gran potencial. Uno de los retos es que se exista coordinación entre las instituciones públicas y el sector privado con el fin de evitar incoherencias en la infraestructura.

África no puede perder el tren de las TIC, ya que las nuevas tecnologías podrían ayudar al desarrollo del continente. Pero, como siempre, es necesaria la inversión y el esfuerzo de los países para que no todo quede en meras palabras y discursos.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios