Alemania: freno al WiFi libre

Esta podría ser una conversación de una familia alemana a punto de salir en su roulotte de vacaciones hacia la costa española:

– Klaus, ¿bajaste las persianas?

– Sí.

– ¿Cerraste el agua y el gas?

– Sí.

¿Y el WiFi?

– Ay no, eso se me olvidó…

Y es que, a partir de ahora en Alemania dejar el WiFi abierto puede considerarse una falta sancionable con 100 euros de multa. Así lo ha dictaminado un juez, que considera que los dueños de una conexión inalámbrica deben hacer lo posible por evitar que alguien haga un uso fraudulento de ella. Suponemos que también deberán esconder los cuchillos de más de 15 centímetros de hoja, no sea que al alguien le tiente cometer una barbaridad con ellos.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios