BAQUIA

Apple rebaja un tercio el precio del iPhone

Ya se sabía que Steve Jobs iba a anunciar cosas importantes ayer, durante la conferencia que tenía prevista en San Francisco. Los rumores sobre el nuevo iPod habían circulado rápido, y todo el mundo esperaba escuchar, de boca del CEO de Apple, la confirmación de lo que ya conocían. Sin embargo hubo sorpresas, y un invitado al que nadie esperaba.

Después de desvelar las numerosas actualizaciones y mejoras para el iPod, Jobs soltó la bomba que cogió a todos por sorpresa: una rebaja de 200 dólares en el precio del nuevo teléfono iPhone.

El sorprendente recorte se ha entendido en Estados Unidos como un intento de la compañía de impulsar las, de momento, algo decepcionantes ventas del teléfono. Recordemos que el iPhone llegó a las tiendas a finales del pasado mes de junio, con un precio inicial de 599 dólares, una cantidad quizá demasiado alta para algo que no deja de ser un teléfono móvil.

Después de la locura inicial, con los medios de comunicación volcados sobre su lanzamiento y con gente haciendo colas para comprarlos durante el primer día de venta, llegó una calma que nadie esperaba, cuando se publicaron los primeros resultados y quedaron tan lejos los exagerados pronósticos de salida, que hablaban de 500.000 e incluso 700.000 teléfonos activados con AT&T tan sólo durante los dos primeros días.

Tanto Apple como la operadora niegan que el elevado precio haya sido la causa de unas ventas menores a las esperadas. Pero entonces, ¿a qué responde esta rebaja de un tercio del precio inicial, cuando hace poco más de dos meses que salió al mercado?

Como si del Papá Noel de las nuevas tecnologías se tratase, Jobs dio su curiosa respuesta durante su conferencia de ayer: “Queremos que regalen muchos iPhones en la Navidad este año”. Sin embargo, muchos analistas creen que el movimiento ha sido demasiado radical, y que de él se desprende cierta desesperación>. Según los analistas, fabricar un iPhone cuesta 300 dólares, por lo que la empresa de la manzana verá reducido considerablemente el margen de beneficio por unidad vendida.

Lógicamente, el anuncio no ha hecho mucha gracia a los primeros compradores del iPhone, que podían esperar un cierto descuento a laro plazo, pero no un recorte tan tdrástico apenas un par de meses después del estreno,. Para consuelo de algunos, Apple devolverá la diferencia a los consumidores que hayan comprado un iPhone en las últimas dos semanas.

www.baquia.com


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios