BAQUIA

Cómo hacer negocio con las mashups

Mashups. Otro término muy de moda últimamente. Se trata de aplicaciones web híbridas, fabricadas a partir de diferentes estructuras y contenidos, nuevas o ya existentes. Estas aplicaciones se consideran parte de la revolución 2.0, que implica participación y colaboración.

Al fin y al cabo, se trata de elementos creados por usuarios a base de combinar las aportaciones de otras personas. Dion Hinchcliffe, blogger de ZDNet, explica en un extenso artículo cómo pueden los empresarios aprovechar esta clase de aplicaciones.

Las mashups están creadas a partir de contenidos diferentes, que pueden provenir lo mismo de Yahoo que de Google Maps o de Amazon.com. Son un ejemplo de integración sencilla de tecnologías como XML, Ajax y fragmentos de Javascript o plugins de Flash.

Y esto es lo primero que las mashups han enseñado a las empresas: que hay formas mucho más sencillas de hacer las cosas que sus clásicos sistemas de integración y construcción de proyectos.

Lo complicado viene, como siempre, con la monetización. ¿Cómo se convierten en dinero estas nuevas aplicaciones; cómo pueden las empresas fabricar sus propias mashups? Aún queda trabajo por delante para que puedan hacerse negocios en este aspecto, entre otras cosas por las restricciones que algunos proveedores de contenidos, como Yahoo, imponen a estos servicios.

Mientras, las empresas deberían centrarse en seguir el ejemplo de los usuarios a la hora de realizar sus propias mashups: unir las facilidades de la Web, como feeds u otros servicios, con los recursos de la empresa -contenidos, datos corporativos, etc-. Todo ello mejorando un aspecto del que las aplicaciones de usuarios pueden carecer: la sencillez de uso.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios