BAQUIA

¿Cómo segmentar nuestra oferta online?

El dominio de una página web es un elemento fundamental para adquirir presencia en Internet y fortalecer la imagen de marca, ya que se ha convertido en una parte esencial de la identidad corporativa de las empresas. Su elección resulta determinante y también hay que tener en cuenta que el tipo de dominio elegido aporta su propio valor a un site, al permitir acercarse a los internautas de todo el mundo de una manera más personalizada.

La empresa de alojamiento web Piensa Solutions ofrece algunas recomendaciones para aprovechar las ventajas que las diferentes extensiones pueden proporcionar a una empresa o profesional para reforzar su presencia web.

Las extensiones ayudan a segmentar nuestra oferta frente a la competencia y frente a empresas de otros sectores. A los internautas y posibles clientes les permite hacerse una idea muy clara del tipo de actividad de la empresa, así como del ámbito territorial en el que opera. Para ello, las empresas tienen a su disposición dos categorías de dominios: los genéricos y los territoriales.

Dominios genéricos

Los dominios genéricos hacen alusión a la actividad del titular o a las características del contenido que vamos a encontrar en la página web. Suelen ser los más utilizados y son de tres o más caracteres: .com, .net, .org, .info, .mobi…

Existen veinte extensiones genéricas distintas, pero las más demandas son:

  • .com. Esta extensión es una abreviatura de la palabra inglesa comercial y está relacionada con las actividades comerciales. Es, por tanto, la primera opción para las empresas y también para la mayoría de los usuarios, ya que se identifica fácilmente con Internet. Hoy, cuatro de cada diez dominios registrados en el mundo se corresponden con esta extensión.
  • .net. Se utiliza principalmente para actividades relacionadas con las Nuevas Tecnologías e Internet, ya que net significa “red” en inglés. Es la segunda extensión más usada en la Red.
  • .org. Está dirigida principalmente a organizaciones de acción social o sin ánimo de lucro. Es abreviatura de organization, organización en inglés.
  • .biz. Relacionada con los negocios, esta extensión se creó, en un principio, para proporcionar una alternativa de registro a las empresas que querían registrar un .com ocupado. Se corresponde con una forma coloquial de business, negocio en inglés.
  • .info. Su principal objetivo es la difusión de contenidos informativos, ya que es una abreviatura de information, información en ingles. Así, hay empresas que centralizan su servicio de atención al cliente en una página web con este dominio y reservan su oferta comercial para otras extensiones.
  • .mobi. Su uso es exclusivo para las webs que pueden verse en cualquier dispositivo móvil, como teléfonos inteligentes o agendas electrónicas. Las páginas web con esta extensión deben cumplir unas directrices de diseño y optimización que garanticen su correcto funcionamiento, independientemente de las características del dispositivo.

Dominios territoriales

Los dominios territoriales hacen referencia a un país en concreto, como .es para España o .it para Italia. Existen casi 250 dominios territoriales distintos y atienden a un listado de códigos de países ISO 3166, establecido por la Oficina Internacional de Estandarización. En esta categoría se encuentra también la extensión .eu, reservada a las empresas que operan en la Unión Europea y que puede utilizarse para distinguir la oferta comercial en el mercado internacional.

Los dominios territoriales refuerzan la presencia de empresas multinacionales, al conceder un carácter local a su presencia en Internet. Así, resulta habitual que las empresas tengan un dominio .com para información genérica de la empresa y utilicen dominios territoriales para crear un site en el idioma propio de cada país, con la principal información adaptada a cada mercado: cartera de productos, datos de contacto.

La coincidencia de algunos dominios territoriales con abreviaturas conocidas ha conferido a algunas extensiones territoriales un elevado valor comercial, similar a las extensiones genéricas. Este es el caso de Tuvalu. A este pequeño país del océano Pacífico le corresponde la extensión .tv, por lo que muchas cadenas de televisión y páginas de contenido audiovisual tienen su página web con .tv.

Además, muchas extensiones territoriales disponen también de su propia segmentación temática dentro del dominio territorial. Son los denominados dominios de tercer nivel, como el .com.es o el .org.es. Suelen ser más económicos que otras extensiones y una buena alternativa cuando el dominio que buscamos está ya registrado.

En el aspecto más anecdótico, tampoco hay que descartar el uso de las terminaciones de algunos dominios territoriales, que permiten crear juegos de palabras, como los dominios .me (Montenegro) o .us (Estados Unidos). De este modo, se pueden crear direcciones de Internet como www.compra.me o www.call.us, “llámanos” en inglés.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios