BAQUIA

Desaparecer de Facebook, ¿misión imposible?

La red social más mediática, Facebook, vuelve a ser noticia y, en esta ocasión no se trata de su valor, su disponibilidad en español o el número de usuarios que tiene. The New York Times analiza lo difícil que es darse de baja de Facebook a través de algunos significativos ejemplos.

El problema está que, aunque la red social permita al usuario darse de baja, guarda copias de la información de las cuentas de forma indefinida. Además, y según el diario estadounidense, muchos usuarios que han contactado con Facebook para eliminar sus datos de forma definitiva, no lo han conseguido.

La política de privacidad establece que “la información eliminada podría permanecer en copias de seguridad dentro de un tiempo razonable, pero en general no está disponible para los miembros de Facebook”.

El motivo principal es que la compañía ofrece al usuario volver a reactivar su cuenta; de esta manera, si accediera, no tendría que volver a completar sus datos. “Las cuentas desactivadas pueden ser reactivadas por el usuario cuando quiera y su información estará disponible tal y como la dejaron”, asegura el portavoz de Facebook Amy Sezak a The New York Times.

Un ex miembro de Facebook, el canadiense Steve Mansour, se tomó muy en serio la situación y relató en su blog el via crucis que siguió hasta que logró “liberarse” de la red social.

Precisamente este post, llamado “2504 pasos para cerrar tu cuenta de Facebook”, inspiró a una serie de usuarios de Facebook para crear el grupo Cómo borrar permanentemente tu cuenta de Facebook (sólo disponible para miembros de Facebook). Estos usuarios informan de los pasos necesarios a seguir para eliminar de forma definitiva los datos.

No es la primera vez que esta red social se enfrenta a problemas derivados con la privacidad de sus miembros. A finales de 2007 la web intentó poner en marcha el sistema de recomendaciones Facebook Beacon, mediante el cual cada movimiento que hiciera un usuario (compras, recomendaciones, etc.), sería notificado al resto de sus contactos. Después de que más de 50.000 miembros firmaran un documento de protesta, la red social tuvo que disculparse y a partir de entonces, el sistema sólo funciona si el usuario da expresamente su permiso.

www.baquia.com


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios