BAQUIA

E-books: todo en el aire

Esta semana se ha celebrado en Madrid, dentro de los actos relacionados con FICOD 09, la I Feria del Libro Digital, más testimonial que práctica, y no porque el sector carezca de interés, que lo tiene y mucho, sino porque se trata de un mercado tan incipiente que nadie tiene muy claro hacia dónde se va a encaminar, ni siquiera los muchos implicados en la industria.

Y es que sólo hace falta plantearse algunas preguntas para comprender la situación de incertidumbre y complejidad que rodea al prometedor sector del e-book: ¿existe una demanda real por parte de los usuarios para pasarse al libro digital? ¿Esa demanda la está creando la industria, ya sea la del hardware (e-readers), los contenidos (e-books), los servicios? ¿Qué nuevos intermediarios y formas de pago van a surgir el entorno digital? ¿Cuál debe ser el papel del autor, de qué forma podrá interactuar con el lector? Y Google Books… ¿qué pinta en todo esto?

De momento, un dato alentador para la industria: Sony ha admitido que se quedó corta en la previsión de reservas de su nuevo e-reader, y no garantiza que Santa Claus pueda depositarlo a tiempo en los calcetines de todos los estadounidenses que lo reservaron. ¿Tendrán el mismo problema los Reyes Magos?


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios