BAQUIA

Ecuality tiene una oportunidad

La compañía española de comercio electrónico, Ecuality, parece dispuesta a salir adelante. La junta de accionistas celebrada el pasado viernes ha decidido, por fin, poner orden en la delicada situación económica de la empresa que estaba prácticamente en quiebra técnica. La deuda, no obstante, y los proveedores, a los que no se les paga desde hace meses, pueden ser un obstáculo.

Los socios han aprobado una ampliación de capital por 12 millones de euros y han disuelto el consejo de administración. En su lugar, e instados por Acciona, han colocado a Juan Luque, un economista especializado en procesos de reestructuración, que actuará como administrador único e intentará salvar los que se pueda de la compañía.

Ampliación de capital

La ampliación tendrá que ser suscrita por los accionistas (BBVA, Acciona, Abengoa, Picking Pack, Omega y los fundadores) en el plazo de un mes. Sin embargo, no parece que todos ellos estén dispuestos a tirar del carro del establecimiento online.

El presidente de Picking Pack, Carlo Bonomi, ha manifestado a Baquía que su grupo no está dispuesto a poner más dinero y que su participación está en venta. \”A partir de ahora sólo invertiremos en el negocio del Business to Business\”, ha afirmado Bonomi.

Lo mismo parecen opinar los fundadores que ya fueron apartados de la gestión diaria de la compañía en el mes de agosto, cuando se colocó a Isabela Muro como máxima responsable de la empresa. Estos emprendedores están ahora estudiando la posibilidad de entrar en el negocio del B2B.

Ante este panorama, lo más probable es que casi todo el capital sea suscrito por la constructora Acciona, el accionista que hasta el momento ha liderado las decisiones, así como por el BBVA que no ha querido manifestarse al respecto.

También ayer se conoció que Isabela Muro, máxima ejecutiva de la compañía desde este verano, había dimitido de su cargo. En esa misma fecha había abandonado también su hombre de confianza, Fernando Flores.

Proceso de reestructuración

Juan Luque no tiene ante sí una tarea nada fácil. De aquí a un mes, deberá elaborar un plan de reestructuración de la empresa para presentarlo ante los accionistas. Entre las medidas que deberá tomar está el cierre de las filiales latinoamericanas de Alcosto. De momento, ya se han desprendido del establecimiento de México y recientemente han comenzado a liquidar existencias en Chile.

Otra de las actuaciones que tendrá que llevar a cabo será la venta o el cierre de Diversia, la segunda tienda que lazó Ecuality. Y lo más probable es que finalmente sea una venta. Aunque apenas quedan ya trabajadores dedicados a este negocio, el grupo Carrefour parece haber hecho una oferta de la que no ha trascendido la cantidad.

La reestructuración del personal será uno de los aspectos determinantes para los socios. De los actuales 150 trabajadores tendrán que quedar menos de cincuenta. El mismo día de la junta ya fueron despedidos 90 empleados que habían aceptado las condiciones propuestas por la empresa: el sueldo de diciembre y 45 días por año trabajado.

Sin embargo, ni aún cumpliéndose todas estas premisas hay nada garantizado. No hay cifras concretas, pero el equipo fundador calcula que las deudas de la compañía ascenderán a unos 12 millones de euros, aproximadamente la cantidad por la que se va a hacer la ampliación.

Por ello, si finalmente el plan de saneamiento sale adelante, después y con el balance arreglado, la compañía tendrá que acometer obligatoriamente una nueva ronda de financiación.

Víctima de la crisis y de sí mima

Con esta revisión del negocio son ya tres las estrategias que ha tenido Ecuality. La compañía, que nació por el empuje de varios emprendedores con el fin de convertirse en la Amazon en español, ha tenido una accidentada vida. A los errores de gestión se ha sumado la crisis que está atravesando el sector del comercio electrónico en todo el mundo. Esperemos que esta sea la última reestructuración antes de la vuelta al la vida normal. Suerte.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios