BAQUIA

El CEO de Google no cree que haya una crisis de privacidad

Después de la pifia de Google con los coches de su Street View, que según anunció la empresa la semana pasada, recogieron datos de los usuarios de forma accidental a través de las redes WiFi sin seguridad, el consejero delegado de la compañía Eric Schmidt, intentó llamar a la calma.

De hecho, Google tiene \”la política de privacidad más centrada en el consumidor de cualquier servicio online\”, aseguró Schmidt en el Foro anual Zeitgeist Europe.

La cuestión de Stree View y las redes WiFi ha provocado intervenciones de las autoridades británicas e irlandesas (que han pedido que se destruyan los datos) y alemanas (que han pedido que se les entreguen los datos, para hacer una evaluación).

Google asegura que la información en cuestión está fragmentada y no va a utilizarse para nada. El suceso, dijo Schmidt, no es ninguna crisis, y la cuestión de la privacidad es un tema que seguirá discutiéndose durante los próximos 50 años.

En cuanto a la información que Google no recoge por accidente sino por defecto (por ejemplo, historiales de búsquedas o correos electrónicos), el cofundador de la compañía, Larry Page, defendió la seguridad de sus centros de datos diciendo que hasta donde él sabe, nadie puede decir que haya sufrido ningún daño por el uso de esa información.

No están los ánimos para muchos sustos, con una polémica disparada en Facebook que ha creado un día oficial de dejar Facebook y llevado a la red social a prometer que simplificarán los controles del perfil.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios