BAQUIA

El Gobierno podría retirar la prohibición del spam, según la AECE

La Asociación Española de Comercio Electrónico (AECE) cree que el Gobierno podría estar considerando modificar la prohibición del spam que ha llegado con la Ley de Servicios de la Sociedad de la Información y de Comercio Electrónico (LSSI), pues significa una gran desventaja para las empresas españolas.

De momento, el ejecutivo lo único que ha prometido es \”flexibilidad y sentido común\” en la aplicación de una Ley que tiene atemorizada a media Red, y ha criticado los planteamientos alarmistas. Pero eso no supone que se vayan a modificar los aspectos más polémicos de la norma que comenzó a aplicarse hace una semana. Carlos Pérez Blanco, secretario de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información, trató de tranquilizar a usuarios particulares y empresas al afirmar que con la LSSI hay \”problemas nuevos para las personas y las empresas\”, por lo que su aplicación estará \”presidida por el principio de la flexibilidad\”, según recoge Europa Press.

Pero la AECE contempla la posibilidad de que el Ejecutivo rectifique algunos puntos, especialmente en lo concerniente a la prohibición del spam, que ha situado a las empresas nacionales que mandan publicidad por correo electrónico en enorme desventaja respecto a competidores extranjeros, lejos del alcance del brazo de la Ley.

Fernando Pardo, presidente de la AECE, afirmó que para sus asociados el único punto negativo que trae la LSSI es la prohibición de enviar publicidad a través del correo electrónico sin el consentimiento explícito de los usuarios, es decir, la prohibición de enviar spam. Pardo asegura que esto es \”muy perjudicial\”, puesto que las empresas extranjeras \”podrán seguir haciéndolo\”. Así, pide al ejecutivo que la LSSI equipare la regulación sobre publicidad del correo postal y el electrónico, ya que en aquél el destinatario no da su consentimiento para recibir publicidad.

Desde la entrada en vigor de la LSSI, numerosas empresas han enviado misivas electrónicos a los usuarios incluidos en su base de datos para que expresen o renueven su consentimiento a seguir recibiendo publicidad por email. Esto no ha atajado un ápice el problema del spam, pues la mayoría procede de allende nuestra fronteras. La AECE defiende el opt-out, según el cual aquellos que no quieran recibir publicidad por email tendrán que hacerlo saber, en vez del opt-in introducido por la LSSI, que exige el permiso expreso del usuario.

Pardo se mostró optimista ante la posibilidad de que el Ministerio de Ciencia y Tecnología reconsidere su postura en breve. \”El Gobierno está dispuesto a reconsiderarlo el próximo año y confiamos en que incluyan el opt-out\”, aseguró. Pero Pérez Blanco mantiene que \”no se va a cambiar durante su ejecución reglamentaria\” y que \”la Administración tiene la responsabilidad de proteger a los usuarios sin necesidad de cambios\”.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios