BAQUIA

El juego en la Red busca Eldorado en nuestro país

El juego es una de las grandes pasiones de los españoles, quizás por nuestro carácter quijotesco y, a veces, aun imprevisible.

– ¿Y también romántico?
– No le diría a usted que no.

Ahora, cada vez más sitios de apuestas en Internet están fijando su atención en nuestro país, conscientes de hallarse ante un mercado suculento, atractivo, que ha llegado a un punto de maduración bastante notable aupado por la creciente presencia de la Red en los hogares, así como por el cada vez más elevado número de conexiones de calidad.

– Deme un Camel.
– Hágase cuenta que mañana descansamos. Llévese dos.
– Venga ese otro.

No obstante, aún estamos lejos de las principales potencias de nuestro continente, que no es que sean más aficionadas al juego que nosotros. Lo que sí son es más adelantadas en materia online. Otro problema es que cuando se habla de juego suelen acudir a la cabeza imágenes de tahúres con puro en ristre y sudando güisqui; de garitos no siempre bien iluminados y ventilados. Por no hablar del miedo al spyware y a las empresas de dudosa reputación.

– ¿Como las damas del Trianón Palace?
– Mayormente.

Recientemente fuimos testigos de la puesta de largo de la Asociación Española de Apostadores por Internet, que aparece con intención de actuar como intermediaria entre las compañías del sector y los usuarios.

– ¿Me permite que la acompañe?
– Bueno; si es con buenas intenciones…

Lo más sugerente para nosotros, el público en general, es que las apuestas online no nos van a sacar de pobres, pero sí son más divertidas y variadas, digamos, que los formatos clásicos y además revierten en los jugadores más dinero del que destinan a los ganadores las quinielas, por citar un caso. Más


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios