BAQUIA

El precio y los modelos disponibles, claves para cambiar de compañía telefónica

Los factores principales para los españoles a la hora de cambiar de proveedor para sus comunicaciones son el coste y las ofertas de dispositivos, seguidos en tercer lugar por la calidad del servicio al cliente, según la “Encuesta Global de Consumidores de Telecomunicaciones 2009”, realizada por IBM. Los españoles son más proclives que el resto de los participantes en el estudio a cambiar de proveedor móvil: en los últimos tres años, el 46% de los españoles ha cambiado, frente al 40% de media en el reto. Los datos de la encuesta se obtuvieron a través de entrevistas a 7.722 consumidores de todo el mundo, de los cuales 321 son españoles. Los españoles valoran de manera muy significativa el uso de las comunicaciones (teléfono fijo, móvil, banda ancha) en su quehacer diario. Más del 60% gasta al mes entre 56 y 150 euros en estos servicios, y un 48% gasta más de 75 euros. Comparado este último porcentaje con el resto de Europa, los españoles son los que más gastan. El estudio señala además que, ante la perspectiva de que la crisis continúe, antepondrían conservar el móvil, el teléfono fijo o la banda ancha a otros gastos, como los derivados del ocio (ver cuadro adjunto). Sin embargo, a pesar de su apego a los servicios de telecomunicaciones, muchos españoles sí prevén reducir su gasto en ellos como consecuencia de la crisis: un 40% ha afirmado que recortará el gasto en comunicaciones durante los próximos cincc años al menos un 10%. En el caso de la telefonía móvil, un 54% de los encuestados admite que recortará entre un 10 y un 20% este gasto, lo que sitúa a España a la cabeza de Europa. También son más proclives a admitir alternativas de bajo coste, como publicidad en el móvil a cambio de llamadas gratuitas, soluciones de voz sobre IP como Skype, etc. A diario, los españoles utilizan el correo electrónico (77% de los encuestados) más que otro servicio de telecomunicaciones, y por encima de la telefonía móvil (73%), la línea fija (62%) y la mensajería instantánea (43%). Los menores de 25 años utilizan más la mensajería instantánea que el teléfono fijo y las redes sociales más que los SMS. El almacenamiento de contenidos digitales, seguido de la creación de contenidos en páginas webs y la descarga de juegos de Internet son los servicios de contenidos más utilizados por los consumidores españoles actualmente: más del 50% de lo consumidores los utilizan regularmente o muchas veces. Alrededor de un cuarto de los consumidores prevé incrementar el uso de estos servicios durante los próximos 5 o 7 años: concretamente la suscripción a Internet vía móvil, el almacenamiento de contenidos digitales y los servicios de información a través del móvil. Los españoles dan más importancia que el resto de los encuestados a la posibilidad de acceder los siguientes servicios: ver vídeos en alta definición, acceder y ver cualquier vídeo independientemente de la programación o del proveedor del servicio, adquirir una vez solamente un contenido y luego utilizarlo o verlo en cualquier dispositivo que posea sin necesidad de volver a pagar por éste. Según la encuesta, los españoles prefieren acceder a servicios de contenidos como vídeo, música, juegos, etc, a través de intermediarios como Google o Microsoft antes que a través de empresas de telecomunicaciones o proveedores de servicios de televisión de pago. El 50% de los consumidores españoles (frente al 30% global) prefiere tener un único dispositivo que integre diferentes usos, como el de ordenador personal, consola de juegos o teléfono móvil multimedia, y que pueda utilizarse tanto en casa como en cualquier lugar. Por último, los españoles prevén utilizar el móvil durante los próximos años para funciones como pagos cuando no disponen de dinero o tarjeta de crédito, telemedicina, localizar o hacer seguimiento de familiares, amigos o propiedades, o controlar remotamente equipos o dispositivos de nuestra casa (televisión, calefacción, luces, etc.).


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios