BAQUIA

El síndrome del internauta malherido

¿Se acuerdan de cuando para conectarnos a Internet teníamos que soportar los chirridos de aquellos módems que funcionaban a 56 kbs? Y después otros varios minutos esperando pacientemente que la página se cargara… No hace tanto de eso, y sin embargo hoy nos parece algo prehistórico, (bien)acostumbrados como estamos a las autopistas ADSL y a que Google mida su tiempo de reacción en décimas de segundo.

Y sin embargo, aún quedan páginas (como ésta) que resisten ahora y siempre a las innovaciones del diseño. Pues sepan que maltratar de esta forma al usuario puede llegar a provocarle serias dolencias, hasta el extremo de generarle ataques de furia. ¿Les parece exagerado? ¿No sucedería lo mismo si al entrar en una tienda de ladrillo no nos atendiera nadie, no encontráramos los productos que buscamos, o nos perdiéramos en el camino hacia la caja registradora? Pues eso.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios