BAQUIA

El tiempo improductivo en España alcanza el 45,2%

Un nuevo estudio sobre la productividad en las empresas revela que en España el tiempo improductivo se ha incrementado durante los años 2005 y 2006, pasando de un 34,9% en 2003-2004 a un 45,2% en 2005-2006.

Los datos españoles difieren de lo ocurrido a nivel mundial. Y es que el tiempo improductivo ha bajado al 31,4% en el período 2005-2006, contra el 35,3% en 2003-2004, lo que significa una diferencia media del 11% entre estos años. A pesar de ello, Australia, Francia y Portugal acompañan a España en el incremento del tiempo improductivo de este último período analizado.

Parecer ser que los fallos en la productividad laboral se producen por una supervisión inapropiada del personal. La segunda causa es la insuficiencia en la planificación y el control del trabajo por los gestores (ausencia de sistema de gestión). Las deficiencias comunicativas se han acrecentado significativamente en 2006, suplantando la desmotivación de los asalariados como la tercera causa de los fallos de productividad laboral.

La empresa encargada del estudio, Proudfoot Consulting, realizó un sondeo entre 500 dirigentes, según el cual entre los 12 frenos a la mejora de productividad, los tres más citados son la insuficiente cualificación profesional de la plantilla, los problemas de comunicación interna y los problemas de comunicación externa. Por su parte, el obstáculo considerado como menos importante es la obsolescencia de la tecnología, precedido de la supervisión insuficiente y de las pobres actuaciones de los servicios comerciales.

En lo que concierne a las acciones susceptibles de acrecentar la productividad, el conjunto de los directivos cree que pasa por una inversión más importante en la formación, aportando de todos modos una distinción: es la “inversión en la cualificación y la formación del personal” el valor prioritario, seguido de “la inversión en la formación del management”.

En tercera posición se sitúa “una mejor utilización de las tecnologías de la información”, seguido por el refuerzo de la flexibilidad del derecho laboral”. También hay que tener en cuenta que los directivos parecen apoyarse mucho en su departamento de ventas para lograr un crecimiento a corto plazo.

En efecto, de los 10 modos de obtener un crecimiento rentable a corto plazo, los que llegan a los tres primeros puestos según la opinión de los directivos están unidos a las ventas: conquistar nuevos mercados, vender en primer lugar a los clientes ya existentes y encontrar nuevos clientes en los mercados existentes.

Por el contrario, los ejecutivos consideran que la competencia creciente de parte de los mercados emergentes constituye el desafío más importante al que tendrán que enfrentarse en los dos próximos años, incluso si un tercio de los mismos cree que su empresa sólo es débil o medianamente capaz de hacer frente a grandes desafíos.

A escala internacional, el 79% de los dirigentes encuestados afirma esperar un incremento de la productividad en su empresa en 2008, y la mitad contempla incluso una previsión que puede llegar hasta el 10% de incremento. Sin precisar el momento, una proporción análoga (85%), estima no haber alcanzado todavía sus capacidades operacionales máximas y piensan que su productividad podría mejorar.

www.baquia.com


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios