BAQUIA

El usuario de banda ancha, el más activo

No sólo el número de usuarios de banda ancha no para de aumentar, también lo hacen las actividades relacionadas con las conexiones a Internet a alta velocidad, según se desprende de una encuesta de Pew Internet and American Life Project.

Alrededor de 24 millones de estadounidenses, el 21% de la población Internauta (según otros estudios la cifra apenas supera el 10%), tienen una conexión de banda ancha (cable, ADSL o inalámbrica) desde el hogar, lo que supone un incremento del 25% desde principios de año y del 50% desde hace dos años.

Según Pew, la velocidad de adopción de esta tecnología es comparable a la del PC o el reproductor de CD, y muy superior a la de otras como la TV en color o el vídeo.

Más importante quizá que el crecimiento en el número de líneas de banda ancha son las consecuencias que una buena conexión sobre la actitud del internauta. Hace tiempo que se espera que la alta velocidad traiga consigo nuevas fuentes de ingresos para los apagados negocios online de los medios de comunicación, a la vez que contribuya a llenar de bites una red de fibra óptica infrautilizada, que ha llevado a unas cuantas empresas a la ruina.

Casi el 60% de los usuarios de banda ancha ha generado algún tipo de contenido para la Red, ya sea a través de páginas personales, información enviada a sitios web (foros, weblogs, etc.) o intercambio de música u otro tipo de archivos (cerca del 25% realizan esta actividad a diario), el doble que los usuarios de módem, según Pew.

De la misma forma, alrededor del 63% ha descargado juegos o vídeos al menos una vez, y el 50% archivos de música. \”Los usuarios de banda ancha pasan más tiempo conectados [al menos cuatro horas más a la semana], hacen más cosas y más a menudo que los que tienen acceso por módem\”, afirma el informe, que asegura que el internauta que navega a alta velocidad realiza de media siete actividades o tareas online cada día, mientras que el de conexión lenta se conforma con tres.

El 90% de los usuarios de banda ancha afirma que ha mejorado su capacidad de aprendizaje (de adquirir nuevos conocimientos), y dos terceras partes dice que acude más a menudo a Internet a buscar información como consecuencia de contar con una conexión más rápida.

Como no podía ser de otra forma, el tiempo de navegación resta atención a otras actividades, como ver la televisión o leer los periódicos. El 37% de los encuestados por Pew asegura que ve menos la tele, el 31% ha reducido el tiempo que pasa en las tiendas y el 18% lee menos prensa. Además, un tercio utiliza la Red para teletrabajar de vez en cuando.

La conexión de banda ancha que predomina en EEUU sigue siendo el cable-módem, con el 71%, seguida del DSL (27%) y las conexiones por satélite u otras inalámbricas (2%).

El informe de Pew destapa algunas dudas sobre una de las causas a menudo citadas para justificar el lento despegue de la banda ancha: la cicatería de los productores de contenido a la hora de publicar sus productos (películas y música, sobre todo) online, por los temores a perder el control sobre ellos. \”Nuestra investigación sugiere que la mayoría de los que acaban de apuntarse a la alta velocidad encuentran gran cantidad de cosas que hacer con sus conexiones, especialmente cuando se trata de crear contenido para la Red o buscar información\”, según los autores del estudio\”.

  • Más en Wasinghton Post, The New York Times y Yahoo!/AP


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios