BAQUIA

Europa: ¡Banda ancha para todos!

El comisario europeo de telecomunicaciones, Erkki Liikanen, se ha convertido en el adalid de la banda ancha y la solidaridad en el Viejo Continente. Esta misma semana, Liikanen ha solicitado a los gobiernos de la Unión Europea que empleen las ayudas regionales u otros incentivos financieros para fomentar el uso de la banda ancha en los países comunitarios menos desarrollados. Actualmente, los fondos estructurales concedidos por la UE suponen un tercio de los cerca de 100.000 millones de euros de su presupuesto.

La propuesta lanzada forma parte del plan europeo “eEurope 2005” y será presentada con todo lujo de detalles en la reunión que los mandatarios europeos celebrarán el próximo 21 junio en Sevilla.

La intención última de Liikanen consiste en incrementar la competitividad de Europa respecto a Estados Unidos en la cuestión de la banda ancha. “La competitividad debería conducir a la inversión, fomentar la innovación y bajar los precios”, se puede leer en el documento. “Por consiguiente, las políticas públicas deberían enfocarse en apartados donde la competitividad no es efectiva”, añade.

Hasta el momento, la Unión Europea se ha dejado 6.000 millones de euros en inversiones alta tecnología en zonas poco desarrolladas. Esta cifra no deja de ser ínfima para Liikanen, quien considera necesario redoblar el esfuerzo inversor para que el sector florezca con la misma fuerza como en Estados Unidos.

A pesar de que los accesos a Internet de alta velocidad han aumentado de forma notable en Europa, debido fundamentalmente al descenso en el coste de las tarifas, aún está a años luz de los estadounidenses. En el Viejo Continente apenas el 2% de la población accede a la Red a través de banda ancha, mientras que al otro lado del Atlántico alcanzan el 13%.

Uno de los puntos que recoge el informe redactado por Liikanen sostiene que las ayudas financieras deben ir a parar a aquellas regiones europeas donde el despliegue de una red de banda ancha sea comercialmente inviable. De cumplirse, la propuesta del comisario supondría un balón de oxigeno a las operadoras europeas, ahogadas como se encuentran por culpa de la compra de licencias UMTS.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios