Google se une a la investigación de la UE sobre Microsoft

El procedimiento del Parlamento Europeo que investiga la posible posición monopolística de Internet Explorer se inició el pasado 15 de enero, con el envío a Microsoft de una serie de objeciones acerca de la incorporación de IE al sistema operativo Windows, lo cual podría resultar una práctica contraria a las leyes de la libre competencia.

Ayer, Google pidió permiso a la comisión investigadora para aportar sus propios argumentos en la investigación. Sundar Pichai, uno de los vicepresidentes de Google, explica en uno de los blogs oficiales de la compañía los motivos de esta decisión.

En primer lugar, los navegadores son vitales en Internet, ya que son el vehiculo para cualquier actividad online. Por ese motivo, son cruciales para la innovación.

En segundo lugar, Google considera que el de los navegadores es un mercado todavía poco competitivo Para ello, recurre a una comparación entre los PCs y los móviles: en el primer caso, IE está asociado al sistema operativo dominante, cosa que no sucede con los móviles. Esta situación perjudica en última instancia al usuario, que no puede beneficiarse de la innovación o la competencia entre navegadores.

Por último, Google considera que puede aportar su propia visión del sector, después de haber entrado el año pasado con el lanzamiento de Chrome. “No es fácil solucionar un problema sin crear efectos secundarios, pero cuantas más voces participen en la conversación, mayores serán las oportunidades de éxito”, concluye Pichai.

Una voz que se unirá ala de la Fundación Mozilla, desarrolladora del navegador Firefox, que también se incorporó a la comisión investigadora hace un mes.

Todavía no está clara cuál será la sentencia en caso de que la UE condene a Microsoft por prácticas monopolísticas. La investigación se prolongará un tiempo, ya que la propia Microsoft debe todavía aportar los argumentos en su defensa.

Sin embargo, de modo no oficial ya se comenta que una sentencia en su contra podría obligar a la empresa de Redmond a cambiar la configuración de Windows, de modo que el usuario pudiera elegir libremente entre IE y otros navegadores, asi como el que se usaría por defecto.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios