BAQUIA

Hackear el iPhone ya es legal en EEUU

A partir de ahora, los estadounidenses pueden saltarse el cifrado CSS de los DVD para educación o documentales, hackear sus iPhone y modificar sus libros electrónicos para que un ordenador los lea en voz alta.

Hasta ahora, estas prácticas estaban prohibidas por considerarse una violación de los derechos de autor de los fabricantes, pero la Biblioteca del Congreso de Estados Unidos, que revisa las reclamaciones sobre las barreras del contenido digital, ha decidido permitirlas.

Cada vez que un teléfono sale al mercado, comienza una carrera por ver quién es el primero que se salta los límites de software impuestos por el fabricante para, por ejemplo, instalarle otro sistema operativo. Y aunque Apple no prepara sus teléfonos para que se inutilicen en ese caso, sí es una de las compañías que más insiste en mantener un estrecho control de sus dispositivos, con especial énfasis en el contenido y los programas que admite.

Esto no supone que Apple no pueda introducir controles en sus dispositivos para mantener su sistema tan cerrado como quiera, sino que no podrá demandar a los usuarios que, por conocimiento o con manual, logren saltarse esa protección. A juzgar por las autoridades, esos usuarios están haciendo un uso adecuado del teléfono que han comprado.

En realidad, la decisión sólo le da un sello de aprobación legal a algo que ya ocurria, y protege a los hackers de hipotéticas persecuciones legales. Está por ver si eso animará a más expertos a lanzarse y desarrollar software alternativo para estos cacharros o si, por el contrario, le quita emoción -y por lo tanto interés- a saltarse las barreras de Apple.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios