BAQUIA

Klez ya es el rey de los gusanos

Ya es oficial: el intruso que nos visita cada día a través del correo electrónico se ha coronado como el virus de email más pertinaz de todos los tiempos. A lo largo de un año, SirCam ha sido el candidato al trono, pero según media docena de empresas antivirus (AV) consultadas por Wired, Klez.H es el gusano más extendido de la ciberhistoria, pues infectó a cientos de miles de computadoras en las primeras horas después de ser liberado a mediados del pasado abril. Y el problema es que el gusano sigue dando muestras de una vitalidad asombrosa.

El número de mensajes infectados con Klez superó al de SirCam hace ya días, sin contar todos los correos relacionados con el virus, que no son peligrosos pero su multiplicación contribuye a la saturación de las redes. Pero más importante que la capacidad de Klez para infectar a un gran número de usuarios es su habilidad para transformar algunos sistemas AV en máquinas para generar spam —muchos programas antivirus envían automáticamente un aviso al emisor si reciben un correo infectado, y Klez se las ingenia para que eses correos lleguen a gente que ni ha enviado un virus ni tiene el PC infectado—. Y eso que el código de Klez no es nada del otro mundo. Por eso, muchos fabricantes de AV se están planteando advertir a sus clientes de que desactiven temporalmente las alertas automáticas.

\”Klez se las ingenia para multiplicar sus desaguisados utilizando a la industria AV\”, afirma Rod Fewster, de la empresa australiana de antivirus NOD32. \”Los fabricantes de antivirus han estado explotando las respuestas automáticas como publicidad gratuita durante años. Los creadores de virus no son estúpidos; ven cómo están las cosas y trabajan con los sistemas. Creo que la industria antivirus es nuestro peor enemigo\”, añade.

Klez no ha conseguido superar a otros bacilos famosos en cuanto a rapidez de propagación inicial. El Love Letter de infausto recuerdo consiguió al nacer, el 5 de abril del 2000, infectar a uno de cada 24 mensajes fiscalizados por la empresa Messagelabs, mientras que sólo uno de cada 170 lleva el gusano Klez adosado. Lo que ocurre es que a diferencia de \’la carta de amor\’, que a las 48 horas de llegar al mundo ya empezaba a languidecer, Klez sigue extendiéndose a buen ritmo desde hace más de un mes, ya que es capaz de mutar de tal forma que hace difícil a los usuarios evitarlo. Llega con diferentes \’asuntos\’ y contenido, cambia los nombres de los attachments y aparece a veces como un email del emisor rebotado o como una vacuna para librarse de él… Nada nuevo en el mundo de los virus, pero el creador de Klez ha conseguido juntar todas las habilidades malignas utilizando diferentes técnicas para convertir su engendro en una auténtica epidemia.

Más en Wired


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios