BAQUIA

La imaginación al pop-up

Seamos consecuentes: con la barra de navegación de Google, los navegadores de los millones de usuarios de AOLy las nuevas versiones de Internet Explorer preparadas para bloquear los pop-ups, algo tiene que cambiar o la mayoría de los navegantes dejarán completamente de ver estas ventanitas en sus monitores.

Sin embargo, empresas como Orbitz están consiguiendo porcentajes increíbles de impactos publicitarios, un 13% en su más reciente campaña, gracias a la imaginación. En colaboración con su agencia de publicidad Otherwise, está aportando un soplo de vida a los pop-ups, convirtiéndoles en divertidos. La empresa empezó el año pasado a diseñar una serie de pop-ups que mostraban un pollo. Cuando el visitante tocaba sus plumas, ponía un huevo que llevaba la localización web de la empresa. Desde entonces la empresa ha concebido un total de 20 juegos distintos.

Los competidores andan buscando como locos empresas de publicidad con ideas para competir con el éxito de Orbitz. Los responsables de marketing en Internet deben mejorar sus aproximaciones y para ello es clave la imaginación de su agencia de publicidad. Juegos, concursos y todo tipo de aplicaciones interactivas serán clave para, no solo no molestar, sino para que sean los propios clientes quienes se pasen los unos a los otros este tipo de juegos.

Las características virales de la Red son una de las claves más importantes para la publicidad de éxito y por ello, el pago simplemente por impacto, que es el habitual en Internet hoy, es un error. Se puede pagar mucho más por objetivos concretos cuando se invierte en creatividad y se consiguen productos publicitarios de gran valor vírico (me encanta y se lo envío a todos mis amigos).

Nuestros lectores recordarán aquel niño, ciertamente simpático y algo torpón que nos llegaba a través del correo electrónico para hacer nuestras delicias mientras emulaba una bailarina y se levantaba y caía al ritmo de una música inexistente. Se llegaron a contar 30 millones de descargas del infante.

¿Se imaginan un juego tan increíblemente divertido que aunque nos haya llegado desde un pop-up y tenga publicidad incluida no podamos dejar de enviárselo a nuestros amigos?

También en Baquía:


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios