BAQUIA

La inquebrantable fe de Ask.com

Cuando se levanta cada mañana, Jim Lanzone, CEO de Ask.com, debe plantearse un interesante dilema: su trabajo puede ser extremadamente frustrante o un excitante desafío. Y es que no es fácil destacar, ni siquiera sobrevivir, en un sector en el que el principal competidor casi monopoliza el mercado.

Actualmente, Ask.com cuenta con una cuota del 2,3% en el mercado de los buscadores del Reino Unido, y probablemente sea uno de los mejores datos que puede exhibir. Por si fuera poco con el aplastante dominio de Google, que se mueve en cuotas de entre el 60 y el 70% en todos los países europeos y en EEUU, la empresa tiene por delante a otros dos dificilísimos competidores: el mayor fabricante de software (Microsoft), y una de las marcas más conocidas de Internet (Yahoo!). Con estas condiciones, el mero hecho de resistir casi puede calificarse de heroicidad.

Lejos de desanimarse, Lanzone cree firmemente en lo que él denomina “el buscador alternativo”. Según explica en esta entrevista al diario Times Online, en los últimos quince años las búsquedas en la Red no han cambiado demasiado: siguen siendo una página con una decena de resultados y algunos anuncios. Pero el contenido de la Red sí ha evolucionado mucho, trayendo la necesidad de nuevos interfaces que presenten mejor ese contenido.

Según Lanzone, los usuarios no están satisfechos con la experiencia de búsqueda que les ofrecen los buscadores actuales. Cada búsqueda lleva una media de once minutos y cuatro consultas, y los usuarios echan de menos mayor relevancia en los resultados, velocidad y facilidad de uso.

Es aprovechando estas carencias donde Ask.com quiere destacar como un buscador diferente. Recientemente ha incorporado un servicio denominado Ask 3D, que incluye vídeo y otros formatos en la listas de resultados. También se ha cambiado el diseño, que incluye vistas en miniatura y binoculares para una vista previa de los enlaces.

¿Son suficientes estas mejoras para hacer frente al coloso Google? Lanzone evita la confrontación directa: “Tenemos 50 millones de usuarios en todo el mundo y uno de los dominios más conocidos. Sería un error intentar atraer a todos los usuarios de Google, me conformo con lograrlo con uno de cada diez. Confiamos en que si la gente nos da una oportunidad, verán la diferencia”.

Lanzone concluye: “Pensamos que el mercado de las búsquedas no se limitará a una experiencia estandarizada. Se trata de información, no de una commodity, y la idea de extraer toda la información de una misma fuente es casi orwelliana. Creemos que habrá una parte de usuarios que preferirá la experiencia de Ask”. Elogiosa es sin duda su fe.

www.baquia.com


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios