BAQUIA

La mitad de las grandes empresas españolas integrarán arquitecturas SOA en 2012

Según un informe realizado por IDC España, en los próximos meses el mercado SOA (Arquitecturas Orientadas a Servicios) pasará de un modelo centrado en la integración, en el que se aprovechaba la centralización y estandarización de los recursos tecnológicos, a otro centrado en los procesos de negocio, que generará mayor valor y visibilidad para el negocio.

El informe señala que en esta nueva era las Arquitecturas Orientadas a Servicios alinearán el negocio y la tecnología ofreciendo soluciones con una visión global a través de una mayor flexibilidad y agilidad de la infraestructura tecnológica, y no resolviendo problemas puntuales.

Hasta ahora, las corporaciones de más de 5.000 empleados han sido quienes han liderado las inversiones en SOA (36%), y seguirán haciéndolo. Sin embargo, IDC predice una penetración de más del 50% en las grandes empresas en 2012, frente al actual 10% de empresas que invierte en esta tecnología. Hoy, de este 10%, un 3% lo hace a escala departamental mientras que un 7% lo hace en toda la empresa.

“El despegue de SOA es ineludible”, asegura Fernando Maldonado, analista de IDC y autor del informe. “El recorte en las expectativas de crecimiento de la economía en España y la escasez de profesionales con conocimientos sobre SOA, quizá podrían retrasar la demanda; pero las inversiones no se frenarán”, concluye Maldonado.

Por encima de razones de mercado, tecnológicas o económicas, el 60% de las empresas reconoce no invertir en SOA porque no está entre sus prioridades. Teniendo esto en cuenta, Fernando Maldonado confirma que “Es necesario que el departamento de TI mantenga un diálogo más fluido con las unidades de negocio. Mientras los directivos de las empresas no vean el impacto directo en el negocio SOA no será una prioridad. De ahí que sea necesaria esta evolución, y SOA se vincule a los procesos de negocio ganando así visibilidad entre el cuerpo de dirección”.

A diferencia de las inversiones realizadas durante el año pasado, más del 70% de las empresas que invertirán en 2008 en SOA lo harán con el objetivo de obtener una informática más centrada en procesos y eventos en tiempo real, con un valor demostrable, que tenga impacto en sus negocios, que existan mejores prácticas en el mercado, una tecnología probada y unos proveedores de servicios experimentados.

Entre las mejoras que introducirá este nuevo concepto de SOA hay que destacar la reducción de la complejidad y la mejora de la calidad de los sistemas, la mejora de la productividad y la eficiencia mediante la integración de procesos de información dentro y fuera de la empresa, con terceros; y, por último, que permitirá a la empresa una mayor agilidad y flexibilidad para responder a los cambios que se produzcan en el mercado.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios