BAQUIA

La Wii triplica el valor de Nintendo

El éxito masivo de ventas de la consola Wii (acompañada de la no menos exitosa DS), ha llevado a Nintendo a alcanzar máximos históricos en su cotización. Y es que la Wii ha logrado no sólo reinventar la industria de los videojuegos, sino revivir radicalmente a una compañía que antes de su lanzamiento llevaba años mirando el cogote de sus dos grandes competidores, Sony (PlayStation) y Microsoft (Xbox).

Ahora, la situación se ha revertido por completo: según datos de NPD Group, en EEUU Nintendo cerró la temporada veraniega vendiendo 403.600 unidades de su consola durante el mes de agosto, frente a las 276.700 unidades de Xbox 360 y las 130.600 de PS3, ambas en plena política de rebajas en el precio de venta para intentar no perder la estela de la revolucionaria Wii. El éxito es tan grande que los analistas creen que Nintendo no podrá atender toda la demanda de Wii y DS las próximas navidades.

El pasado lunes, la compañía con base en Kyoto alcanzó un valor de mercado de 85.000 millones de dólares, un registro récord en su historia. Desde que lanzaron la consola Wii el año pasado, el valor de las acciones de Nintendo se ha multiplicado por tres. Nintendo se convierte así en la tercera empresa japonesa de mayor valor, por detrás de Toyota y Mitsubishi.

Los analistas coinciden en afirmar que el mayor éxito de la Wii consiste en haber convertido en jugones a personas que antes no tenían el menor interés por los videojuegos. Ha conseguido ampliar el espectro tradicional de jugadores (adolescentes y jóvenes) para que cualquier miembro de la familia se enganche a sus juegos, intuitivos y de fácil manejo.

Wii llegó a las tiendas el pasado mes de noviembre, con el respaldo de una campaña de marketing en la que Nintendo se gastó 200 millones de dólares, y que llevaba preparando desde el mes de enero. La compañía entendió que debía evolucionar, ampliar su mercado e ir un paso más allá de sus dos rivales, que competían ferozmente por el sector de jugadores entre 18 y 34 años, principalmente hombres y que compran juegos de acción.

Nintendo ideó un programa centrado en nombrar “embajadores”, personas aparentemente sin interés alguno en los videojuegos, como madres de familia cercanas a los 40 años, pero con capacidad de decidir en el consumo del hogar. La misión de los embajadores fue la de albergar fiestas en las que se invitaba a unas 30 personas de similar condición social e intereses.

El éxito de estas fiestas fue enorme, con muchos compradores de Wii que antes jamás se habían planteado hacerse con una consola. Además, muchos de estos invitados eran también bloggers, por lo que se aprovechó el efecto viral de promoción del producto desde sus páginas personales.

Otra de sus estrategias ha sido la de dirigirse a las personas mayores, proponiéndoles un medio de diversión que pueden compartir con toda la familia o con otros de su misma edad. Nintendo colocó sus consolas en los cruceros de la compañía Norwegian Cruise Line, y realizó otras acciones promocionales para llegar a unos consumidores hasta ahora ignorados por la industria del videojuego.

www.baquia.com


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios