BAQUIA

Las discográficas, condenadas por incrementar artificialmente el precio de los discos

Las discográficas llevan varios meses lamentándose del daño que causa Internet en sus cuentas de resultados. Pero lo que pocas veces sale a la luz es que los lamentos de estas compañías se sustentan sobre engaños. Las principales discográficas del mundo deberán abonar 63,7 millones de dólares por haber incrementado artificialmente el precio de los discos y, por ello, violado las leyes antimonopolio.

En reiteradas ocasiones las discográficas han señalado que si no pueden bajar el precio de los álbumes es porque no pueden. Mentira, según acaba de dictaminar el fiscal general del Estado de EEUU.

Como compensación por haber inflado de forma consciente y artificial el precio de los CDs, las compañías condenadas, entre las que se encuentran las cinco más grandes del planeta –Bertelsmann, EMI, Warner, Sony y Universal– deberán abonar 67,3 millones de dólares por los daños causados y donar otros 75,7 millones en CDs a escuelas y centros de caridad.

La demanda contra las discográficas y tres tiendas de discos –Transworld Entertainment, Tower Records y Musicland Stores– fue presentada en agosto de 2000 por 43 estados estadounidenses al entender que el precio de los discos subía año a año sin ninguna justificación.

Esta puede que no sea la única condena a la que deberán enfrentarse las grandes discográficas. El Departamento de Justicia de Estados Unidos aún investiga si PressPlay y MusicNet, las dos plataformas de música online sustentadas por las cinco discográficas más importantes del mundo también han violado las leyes antimonopolio.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios