Las posibilidades del directo en Internet

El sector del vídeo en Internet está todavía en pañales, si tenemos en cuenta que el portal de vídeos por excelencia, YouTube, nació hace apenas 3 años. El acceso de cada vez más personas a la Red y la expansión de la banda ancha han facilitado que el desarrollo de la oferta audiovisual en Internet haya crecido enormemente.

Por un lado, se encuentra el contenido generado por el usuario. El internauta se ha lanzado a grabar sus propios contenidos y subirlos a la web. Un hecho facilitado por la popularidad de dispositivos como teléfonos móviles con cámara de vídeo o videocámaras.

Por otro lado, aparece el hecho de que Internet posibilita acceder a contenidos que en la televisión no tendrían cabida. “En la Red no existe una limitación tecnológica o regulatoria como en el caso de la televisión: se emite a todo el mundo, no a un segmento concreto”, asegura Fernando Garrido, subdirector del Observatorio para la Cibersociedad e Investigador en Quid.

Ejemplos significativos de que a Internet hay que tenerlo en cuenta son la apuesta de productoras o televisiones por este medio. RTVE ha estrenado recientemente el rediseño de su web, en la que apuesta por ofrecer los contenidos televisivos también en la Red. Otro caso significativo es el de Hulu.com, portal estadounidense fruto de un acuerdo entre News Corp. y NBC Universal, y que pone a disposición de los internautas estadounidenses series televisivas y películas de forma gratuita. En este sentido, “el drama psicológico de la tele (“me lo he perdido”) ya no existe o no debería existir”, apunta Gonzalo Martín, editor de
La nueva industria audiovisual.

Una vez establecida la importancia que cobra el vídeo en Internet, la tendencia es dar un paso más y proporcionar algo que hasta hace poco era exclusivo de la televisión: el directo. Su relevancia se pone de manifiesto una vez que dos de los grandes se interesan por las emisiones en tiempo real a través de la Red: YouTube y Yahoo!.

Gonzalo Martín apunta que el vídeo en directo democratiza los contenidos: “ya no necesitas, por ejemplo, que vengan los de la tele para retransmitir la corrida de toros de tu pueblo”.

Para Héctor Milla, consultor independiente en proyectos de innovación y medios digitales y fundador de Balzac.tv, uno de los desarrollos que va a traer las retransmisiones en directo a través de Internet será la conversación audiovisual. “El directo le aporta ese valor de lo real”, señala. Gonzalo Martín se sitúa en la misma línea, al señalar que la participación del usuario será uno de los valores añadidos de los directos en la Red. Blogtv.com es un ejemplo de las posibilidades que abre el vídeo en directo en Internet.

En el artículo La red entra en la era del vídeo en directo, Juan Varela también apuesta por la interactividad de la Web, característica con la que la televisión “no puede competir”. Varela imagina en el texto al crítico Javier Pérez de Albéniz comentando un programa de televisión en directo.

Tu propia ventana al mundo
La posibilidad de retransmitir en directo a través de Internet supone una gran oportunidad tanto para empresas, que pueden ofrecer información a sus clientes sin intermediarios, como para instituciones.

Al abrirse este abanico de posibilidades, han surgido multitud de firmas que ofrecen sus servicios para permitir a terceros que cuenten con vídeos en sus páginas y puedan elaborar y retransmitir en directo sus propios contenidos.

El proceso técnico para llevar a cabo una retransmisión en directo no difiere demasiado de la televisión convencional, tal y como explican desde Vivocom. La diferencia estriba en la manera de hacer llegar la señal del directo a la plataforma desde donde se realiza el streaming, que en este caso puede ser ADSL o satélite.

Sin embargo, no todo es de color de rosa, ya que los problemas técnicos que pueden surgir son muy frecuentes, en opinión de Aventos. Y es que para conectar el codificador con el servidor final debe haber una buena conexión de red, algo que no siempre ocurre. Por otro lado, pueden producirse microcortes en la conexión, algo que si bien en una navegación habitual no es problemático, sí lo puede ser cuando se está retransmitiendo un evento en directo.

Ambas empresas coinciden en señalar que el coste de una retransmisión en directo es más alto que una en diferido. De forma orientativa, eblogTV tarifas de algunos de sus servicios. Así, el alquiler de una unidad móvil de retransmisión (2 cámaras semi-profesionales, mesa de edición lineal video y mesa audio multicaptura, cableado, PC disco duro y codificación señal) costaría 1.800 euros.

En la variedad está el gusto

Una de las ventajas de las retransmisiones en la Red, como ya hemos señalado, es que muchos contenidos que no tendrían difusión en la televisión, por motivos de duración o de segmento al que se dirigen, sí tienen cabida en la Red.

De esta manera, durante la pasada campaña electoral, los seguidores o afiliados del PSOE pudieron seguir en directo todos los actos de campaña en los que participó José Luis Rodríguez Zapatero.

Si nos trasladamos al ámbito de las tradiciones y las fiestas populares, ya no es necesario, por ejemplo, tener que trasladarse a Sevilla para asistir a sus populares procesiones. Lo mismo ocurre con los encierros de San Fermín, que llevan siendo difundidos a través de Internet desde hace ya varios años.

El mundo empresarial también ha acogido gustosamente este tipo de tecnologías. BBVA cuenta con un canal de IPTV interno, y el Instituto Español de Comercio Exterior retransmite distintas jornadas de interés para el empresario.

Por su parte, las instituciones cuentan con una oportunidad muy interesante de llegar a un gran número de públicos sin ningún tipo de intermediarios. La Junta de Castilla y León, por ejemplo, retransmite en vivo los actos que tienen lugar en torno al Día del Emprendedor. No es tampoco nueva la retransmisión de las sesiones de la Asamblea de Madrid o la del Congreso de los Diputados, entre otras muchas.

En este ámbito, no todo es política y empresas, sino que hay tiempo para el ocio. Centralmusical es uno de los proyectos que apuesta por contenidos en directo de entretenimiento, en este caso música. La idea es sencilla: retransmitir en vivo conciertos de las principales salas españolas.

Y por último, pero no menos importante, quizá el rey de los directos en la Red sea el deporte, ya que es donde más se manifiesta “el valor social” de una transmisión en directo, como señala Garrido. Y es que, ¿qué interés tiene ver un partido de fútbol una vez que ya se conoce el resultado? En el caso del fútbol, la UEFA ya ofrece en su web los partidos de la Champions League. Sin embargo, en este sector todavía queda mucho por hacer, debido a la complejidad de los derechos de retransmisión.

Entre los eventos deportivos, uno de las coberturas más importantes será la de los Juegos Olímpicos de Pekín de este verano, que serán retransmitidos en la recién estrenada web de RTVE, y además podrán seguirse desde el teléfono móvil. Será sin duda una buena piedra de toque para comprobar la aceptación de este nuevo canal.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios