BAQUIA

Las pymes españolas gastan principalmente en existencias y materias primas

El objetivo de este trabajo de investigación era conocer los métodos de pago que utilizan actualmente las pequeñas empresas españolas para el pago de sus principales gastos, así como evaluar las oportunidades potenciales que ese segmento de mercado ofrece a productos de tarjetas de pago especialmente dirigidos a este tipo de compañías.

La transferencia electrónica de fondos (49%) y los cheques (27%) son las formas de pago que utilizan las pequeñas empresas para pagar la mayoría de sus gastos (los de mayor cuantía). A continuación se sitúa el efectivo (14%), seguido de las tarjetas personales o corporativas/de empresa (10%), utilizadas sobre todo para el pago de gastos de viaje y representación.

Pago con tarjetas

Uno de los datos que revela el estudio es que las pequeñas empresas utilizan más las tarjetas personales que las corporativas/de empresa como medio de pago de los gastos de sus empleados. En las compañías usuarias de tarjetas consultadas para el estudio, el 50% utiliza exclusivamente tarjeta personal, frente al 29% que paga con tarjetas de empresa y el 21%, que utiliza ambos medios de pago.

Las entrevistas personales realizadas en pequeñas empresas revelaron que las compañías que utilizan tanto tarjetas de uso particular como de empresa, revelan un elevado nivel de satisfacción por estas últimas. Es probable, según el estudio, que las pequeñas empresas españolas no utilicen esa herramienta de gestión porque no son conscientes de sus ventajas.

En este sentido, los encuestados manifestaron claramente su preferencia por tarjetas que incorporen un elemento diferenciador y de prestigio, como la tarjeta MasterCard Executive BusinessCard, con una gama de propiedades que superan el nivel de la tarjeta Oro, un producto que podría responder a la necesidad de que la tarjeta corporativa se adapte a las necesidades de los empleados y directivos de las empresas de pequeño tamaño.

El estudio confirma que la mayoría de las pequeñas empresas radicadas en España aún no se benefician de las ventajas de las tarjetas de empresa, como el sistema de información gerencial (MIS) integral, la mejor administración y control, así como la comodidad y seguridad para los empleados cuando realizan viajes. La razón parece encontrarse, según los encuestados, en la falta de información y de ofertas de tarjetas específicas para este tipo de empresas por parte de entidades financieras.

Pymes en España

En el año 2003, en España, únicamente 76.553 empresas (un 5,6% del conjunto de las empresas con asalariados) tenían más de 20 empleados, mientras que 2.736.606 empresas tenían menos de 20 empleados. Estas empresas con menos de 20 trabajadores representaban el 94,4% del total de las empresas. Por otra parte, las empresas de dos o menos asalariados ascendían al 78,9% del total.

Estos niveles se han mantenido constantes durante un periodo de cinco años y en todos los sectores de actividad. Así pues, este hecho y los resultados extraídos del estudio realizado por MasterCard, confirman que las pequeñas empresas son uno de los segmentos más fuertes de la economía española, con demandas y necesidades de formas de pago específicas y especialmente diseñadas para ellas, especialmente en el ámbito de las tarjetas de empresa o corporativas.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios