BAQUIA

“Los derechos de autor son un mal necesario”

EUROPA PRESS
La profesora Towse se manifestó así durante una conferencia organizada en Madrid por Ibercrea (plataforma que agrupa a cuatro entidades de gestión de derechos: SGAE, CEDRO, AIE y Agedi). En su opinión, lo más importante es que los derechos de autor “son una solución imperfecta en un mundo imperfecto” y representan “un monopolio débil” ya que los bienes de la información son “bienes públicos”.

Ruth Towse considera que los derechos de autor “convierten esos bienes en algo exclusivo al precisar del permiso del autor” y, por lo tanto, las leyes actúan como “vallas”.

Aunque precisó que los derechos de autor “se vean a veces poco deseables”, en cambio representan “un equilibrio entre los beneficios y los costes”.

El coste de la creación

Towse se refirió también al “coste de la creación” al estar los autores obligados a no copiar a otros cuando escriben una obra o una canción, por ejemplo. “Las transacciones derivadas de esa tarea con costosas e inevitables y además constituyen una pérdida de tiempo que no produce beneficios”.

En este sentido, esta experta considera que “la gestión colectiva de derechos reduce los costes de esa transacción” y constituyen “una solución para un problema del mercado” que, además, hace que éste “funcione”.

Asimismo, es de la opinión de que los derechos de autor “no podrían funcionar en el mundo analógico sin esa gestión colectiva” y, teniendo en cuenta que dicha gestión requiere una “negociación colectiva para establecer las tarifas”, Towse estima que tiene una “función solidaria”.

Otra de las cuestiones a tener en cuenta sobre la citada gestión es, para esta experta, el hecho de que muchos de los ingresos de esas entidades “revierten en otros países”.

“Monopolios naturales”

Ruth Towse afirma también que los derechos de autor sólo existen porque hay un mercado que no es justo. “Por eso no podemos juzgar estos sectores con principios generales del mercado”, apunta añadiendo que se trata de “monopolios naturales”. En este tipo de monopolios, “los precios medios bajan gracias a las organizaciones de gestión colectiva”.

En cuanto a la economía de los derechos de autor, Towse cree que no existe una solución perfecta. “Las leyes de derechos de autor corrigen los fallos del mercado pero a la vez también los causan”, señala.

Por otra parte, la profesora recuerda que según opinan muchos economistas, el plazo de vigencia de los derechos de autor es demasiado largo. “Creen que favorecen más a las grandes empresas y no tanto a los autores. Yo pienso que son la única forma de gestionar de forma eficaz los derechos de autor”.

Por último, Ruth Towse puso como ejemplo el caso británico (“aquí las leyes son más fuertes que en España, no permiten ningún tipo de copia”, dice) y señaló que “funciona bien”.

En este seminario intervino también el político español Enrique Barón, quien aludió a la Comisión Barroso (en el marco de la UE) que incluye una reflexión sobre la “agenda digital europea”, publicada el pasado mes de mayo. “La crítica de la Comisión es que parte de la industria TIC no es contraria a la propiedad intelectual sino que va en el sentido de que nuestro mercado está fragmentado. Que existan 27 regímenes nacionales distintos supone una pérdida de posibilidades”, declaró.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios