BAQUIA

Los estudios de cine aprueban un sistema para proteger las grabaciones bajadas de la Red

Los principales estudios de cine de EEUU dieron ayer el visto bueno a un nuevo sistema que protege el copiado de las grabaciones digitales de películas bajadas de Internet.

Se trata del sistema Qflix, de la firma Sonic Solutions, capaz de añadir un código antipirateo a las copias bajadas por ordenador similar al de los DVD pregrabados que venden las tiendas.

El código, bautizado como CSS (siglas en inglés del sistema de protección de contenido), quiere aplacar los temores de la industria del cine ante la distribución y venta legal de películas a través de Internet.

Hasta la fecha este era un escollo para servicios como Movielink, CinemaNow o el Unbox de Amazon.com, que quieren ampliar su mercado ofreciendo películas en la Red. El nuevo código quiere proteger el copiado digital de estas películas, a la vez que subsana los problemas de reproducción que otros sistemas de salvaguarda habían creado.

Por ejemplo, la nueva protección antipirateo quiere garantizar que la película adquirida no se duplique más de dos veces. Entre los escollos del nuevo sistema está la necesidad de sacar al mercado nuevos DVD o soportes vírgenes en los que hacer la grabación digital de la película.

También serán necesarias nuevas grabadoras digitales de DVD o tostadoras, como se las conoce vulgarmente, que sean compatibles con Qflix.

La corporación Verbatim, especializada en DVD vírgenes, el servicio Movielink de bajada online de películas o la empresa Akimbo Systems, que proporciona contenidos, están detrás del sistema Qflix, en el que Sonic Solutions lleva trabajando tres años.

La grabación de un DVD llevará del orden de 10 ó 15 minutos y abrirá una nueva forma de venta y distribución especialmente orientada a contenidos que los estudios no venden en demasía por otros canales, pero que seguirán protegidos de la piratería.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios