BAQUIA

Los fabricantes de ebooks testean tímidamente el mercado en verano

Los meses de verano no son, ni de lejos, los mejores para sacar al mercado según qué productos. Es más, durante esta época la mayoría de fabricantes se encuentran aún en pleno proceso de desarrollo de sus productos para lanzarlos de cara a la campaña navideña y con un complejo y gran aparato de marketing a sus espaldas.

Sin embargo, algunos aprovechan el verano para testear tímidamente a sus potenciales clientes, y especialmente sonoros están siendo los casos de los fabricantes de ebooks. Como muestra, dos botones:

1.- Inves-Book 600 (El Corte Inglés). El Inves-Book 600 es el aparato con el que uno de los magnates comerciales de este país, El Corte Inglés, se lanza a la comercialización de lectores de libros electrónicos. Es el primer lector que saca El Corte Inglés, que pretende dejar de lado el perfil marginal y reducido de los ebooks y hacerlos patrimonio de todo tipo de públicos. Sin embargo, y pese a que éste es el debut de El Corte Inglés en este sector, la compañía ha sacado este lector en verano -temporada baja- y sin ningún tipo de aparato de marketing detrás, algo sorprendente si tenemos en cuenta lo potencialmente sorpresivo que podría ser este anuncio.

2.- Pocket Reader (Sony). El Pocket Reader es la nueva apuesta de Sony en el mercado de los lectores de libros electrónicos. La compañía, toda una experta en este mercado, acaba de sacar el lector más barato de todo el mercado, que puede adquirirse por 199 dólares, un precio que pone a Sony en dura competencia con Amazon, cuyo Kindle cuesta cerca de 300 dólares. Sin embargo, más de lo mismo: Aunque Sony le ha dado más presencia a su producto que El Corte Inglés al Inves-Book 600, lo cierto es que la compañía tampoco ha hecho demasiados alardes en materia de marketing y lo ha sacado al mercado en los meses más flojos.

La razón de estos lanzamientos veraniegos podría venir por la intención de estos dos marcas de testear a los usuarios avanzados (que no descansan ni en verano), ir preparando al usuario medio y corregir posibles errores de cara a la época navideña, donde toda la artillería de marketing saldrá a relucir.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios