BAQUIA

Los jóvenes no miran la publicidad de Google

El estudio se ha realizado utilizando tecnología de eye tracking, que permite hacer un seguimiento de la mirada de usuarios sobre la pantalla del ordenador. La principal conclusión es que los menores de 25 tienen muy claro que el contenido de los anuncios laterales es publicitario, y por lo tanto no merecen su atención. Según la consejera delegada de Gea IPC y coautora del estudio, Montserrat Peñarroya, \”este tema es importante y vale la pena analizarlo más a fondo ya que hace referencia a las teorías de comunicación postmoderna, que basan sus tesis en el hecho de que el marketing resulta tan omnipresente en nuestra sociedad que ciertos colectivos empiezan a mostrarse inmunes a las comunicaciones tradicionales de marketing, como la publicidad\”. El estudio asegura que los segmentos más jóvenes empiezan a estar saturados de publicidad y se han vuelto inmunes a ella.\”Los Adwords pueden ser considerados comunicación postmoderna si tenemos en cuenta que pueden llegar a una segmentación casi de uno a uno, pero por otro lado, no dejan de ser un anuncio publicitario que los usuarios son capaces de detectar como publicidad, cosa que les resta eficacia\”, añadió Peñarroya. El responsable del departamento de Usabilidad de Gea IPC, Albert Burrull explicó que todo los jóvenes pierden interés por todo lo que consideran publicidad. “Si pueden, ni siquiera miran hacia las zonas en las que está la publicidad\”, afirma. Algunos incluso consideran publicitarios los resultados de Google Maps y tampoco los miran. Pese a ello, del estudio se desprende que la publicidad no es del todo ineficaz, ya que los anuncios en forma de Adwords que aparecen en la parte central de la página sí se les presta más atención, y la efectividad de los laterales está en función del colectivo que se analiza. El mapa de colores muestra los puntos hacia los que se dirige la mirada de los usuarios cuando buscan en Google. En el estudio también se ha comprobado como ciertas palabras llaman más la atención que otras. Durante la prueba en que se solicitó a los usuarios que buscaban información sobre hoteles, la mirada se posaba más en las descripciones que incluyen números, tales como \”más de 400 hoteles\” o \”desde 40 euros\”. Los tests también demostraron que tanto aparecer en Google Maps como el posicionamiento natural es importante. Buscando la página web oficial de un hotel, un 51,8% de los usuarios pinchó en el primer resultado de posicionamiento natural; un 0,7% de los usuarios sobre la web que aparece en Google Maps y un 7,4% sobre Adwords u otros resultados naturales convencidos de que pinchaban sobre la web del hotel, cuando no era así. En general, los usuarios deciden donde pinchar en función del título del anuncio y de la URL de destino.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios