BAQUIA

Los matrimonios entre empresas decayeron en 2001

2001 no fue, definitivamente, un buen año para Internet. Las ilusiones que se depositaron en los primeros meses contrastaron con el desánimo que se apoderó de la mayoría de las puntocom antes de acabar el año. Ni siquiera la compras y fusiones de compañías del sector vivieron su mejor momento, según ha desvelado un estudio de Webmergers. En 2001, se desembolsaron 39.700 millones de dólares en concepto de adquisición de 1.289 empresas de Internet. Muchos miles de millones, cierto. Pero migajas si se comparan con las cifras recogidas en 2000, cuando el gasto ascendió a los 90.000 millones sin contar la compra de Time Warner por parte de AOL (124.000 millones de dólares).

En el año que ya pasó, se pusieron encima de la mesa 20.000 millones en 575 operaciones para hacerse con la infraestructura de diversas puntocom. El resto del dinero se gastó en hacerse con los servicios profesionales de empresas online (3.800 millones de dólares en 132 negocios) y en proveedores de acceso (1.800 millones en 59 negociaciones).

Lo más lamentable de estos datos es que 230 adquisiciones se llevaron a cabo después de que una puntocom se declarara en bancarrota \”Una tormenta perfecta de factores conspiraron para que la actividad dedicada a las compras o fusiones cayera en picado el año pasado\”, apunta Webmergers. Sólo 11 negociaciones superaron la cifra de los 500 millones de dólares

Webmergers ha percibido que, en los últimos trimestres de 2001, se produjo una leve recuperación. \”Es muy probable que 2002 sea un año mejor para la compra y fusiones de empresas tecnológicas y de Internet por la única razón de que es muy complicado imaginar un ambiente de negocio peor que el de 2001\”. Que no decaiga el optimismo.