BAQUIA

Los medios sociales se convierten en la ventana de los iraníes

No es muy habitual que el gobierno estadounidense indique a las empresas tecnológicas cuando deben llevar a cabo sus labores de mantenimiento, pero en este caso la Administración de Barack Obama ha hecho una excepción con Twitter.

Y es que el servicio de microblogs se ha convertido en el principal canal de comunicación por el que los iraníes pueden narrar las revueltas que están sucediendo en su país, provocadas por las denuncias y protestas ciudadanas ante la sospecha de fraude en las pasadas elecciones presidenciales.

El gobierno iraní ha impuesto una dura ley del silencio sobre los medios de comunicación del país, y además ha restringido el uso de las comunicaciones y el acceso a Internet. Aunque con muchos obstáculos, Facebook y Twitter se han convertido en recursos clave tanto para organizar movilizaciones como para contar algo de lo que sucede en el país.

Twitter tenía previsto detener su servicio el pasado lunes por la noche para actualizar su alojamiento con la empresa NTT America, pero a instancias de la petición del Departamento de Estado ante la escalada de movilizaciones populares en Irán, retrasó la actualización al martes.

Lo cierto es que ahora mismo la actividad de Twitter en el país asiático es bastante incierta. No está claro si el servicio sigue funcionando o no, y algunos rumores apuntan a que no ha sido desconectado por intereses del gobierno, que puede estar monitorizando toda la actividad e incluso fichando a sus usuarios. También hay sospechas de que miembros del propio gobierno de Ahmadinejad pueden estar infiltrándose en la red social.

En Mashable.com encontramos una guía donde se explica como seguir lo que sucede en el país a través de medios sociales como Twitter, Facebook, Flickr, YouTube o los blogs. Una ventana que permanecerá (entre)abierta mientras no se corte definitivamente el acceso a Internet en Irán.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios