BAQUIA

Los otros buscadores

La clave para hacerse un hueco en el sector radica en hacerse con nuevas fórmulas de búsqueda. Algo imprescindible si tenemos en cuenta que entre Google y Yahoo copan más del 80% del mercado, bien a través de sus propias páginas o del alquiler de su tecnología a otros buscadores, portales o medios de comunicación. Tampoco hay que olvidar a Microsoft, empeñado en arañar cuota de negocio a los dos gigantes.

Hablamos de un campo en el que entran en juego la propiedad intelectual, la innovación y la participación en el mercado. Los tres grandes cuidan celosamente sus patentes (Yahoo tiene más de 100), sus recursos humanos -cientos de ingenieros con doctorados trabajan para Google- y la posición en el mercado (Microsoft: no hay más que decir).

Necesidades específicas

Muchas veces, utilizar un buscador más pequeño que los dos gigantes es una opción razonable para determinadas necesidades. Para las empresas, lanzar buscadores es además una posibilidad de hacerse con un trozo de la tarta publicitaria. Lo mejor para hacerse con el buscador más acorde con nuestras necesidades es visitar un buscador de buscadores (Infobuscadores.com, FinderSeeker o Invisible Web son algunos ejemplos válidos).

Lo cierto es que Google y Yahoo tienen ya motivos para preocuparse. Cuentan con competidores bastante notables, como Clusty, el nuevo buscador de Vivísimo, y el solvente A9.com, de Amazon. Este último facilita el uso y organización de las búsquedas a través de columnas configurables que ponen los resultados a mano a los usuarios. Una de sus utilidades más importantes radica en una carpeta de favoritos, donde se pueden guardar búsquedas pasadas para recuperarlas o borrarlas a voluntad. En cuanto a Clusty, organiza la información de una forma muy racional. Agrupa los enlaces en carpetas para que los sitios queden ordenados por contenidos.

Dentro del disco duro

Blinkx permite buscar documentos o archivos en el interior del disco duro, mientras que la mayor aportación de Snap radica en lo que llaman la segunda búsqueda: después de la primera, se pueden introducir unos parámetros preseleccionados para elegir los enlaces que nos interesan. Otro que quiere su parte del pastel es Ask Jeeves. Su aportación más original, una especie de prismáticos para ver las páginas sin tener que entrar.

Los metabuscadores –cogen una palabra clave y buscan al mismo tiempo en varios buscadores-, especialmente indicados para búsquedas difíciles de encontrar, están mejorando sus prestaciones a pasos agigantados. Kartoo es lo mejor para los amantes de la expresión gráfica. En vez de ofrecer los resultados al estilo usual, Kartoo proporciona los enlaces encontrados como si fuera un mapa con documentos interconectados. Al pasar el ratón sobre ellos, a la derecha de la pantalla el usuario puede ver aparece un compendio de la página.

Otro metabuscador original es el ya mencionado Vivísimo. Se trata de un sitio que no sólo da resultados de una búsqueda múltiple entre muchos buscadores, sino que los ordena de manera automática en categorías. Si usted pone Internet, por ejemplo, se le indican cuántas páginas hay en las categorías Programas, Marketing, Spam… Dogpile no es ningún recién llegado, pero ha añadido nuevas prestaciones, como la posibilidad de encontrar noticias, imágenes, música y vídeos desde numerosos buscadores. Asimismo, permite personalizar la manera de enseñar los resultados de la búsqueda.

Información precisa

Teoma es un nuevo buscador general cuya mayor preocupación es potenciar un sistema de búsquedas que permita encontrar con la mayor precisión posible la información requerida. Disponible únicamente en inglés, Teoma incluye un panel con varias recomendaciones para ajustar la búsqueda.
SpeechBot, de Hewlett-Packard, ofrece formatos de texto, audio y vídeo procedentes de fuentes públicas y privadas. Para oírlos se necesitan los recursos multimedia ya incluidos en los navegadores o el Windows Media Placer, que viene en las versiones actuales de Windows o que se puede descargar gratis desde Internet. Speechbot ubica información específica dentro de grandísimos archivos de voz.

Casi una de cada tres búsquedas online tiene carácter comercial, y precisamente esas son las más atractivas para los anunciantes, ya que se encuentran con un usuario más predispuesto a gastar. Por eso algunos buscadores o firmas independientes han lanzado los llamados buscadores comparadores de productos.

Froogle, el buscador de productos de Google, ya funcionaba en su versión beta hace bastante meses, pero acaba de reforzar su actividad. Junto con el proyecto de Google, shopping.com o Bizrate.com son algunos de los líderes de este segmento. Shopping.com publica en su sitio una estadística de los productos más buscados en su sitio, una información realmente útil para que cualquier comerciante minorista conozca los intereses de los consumidores semana a semana. En este sentido, lo que hace Froogle es ofrecer a cualquier tendero la posibilidad de exponer sus productos froogle para que cuando un consumidor realice una consulta se le muestre, entre los resultados, su propia oferta.

Cuestión de tiempo… y ganas

Pero, en realidad, legítimamente cabría preguntarse: ¿Todo este despliegue, para qué? Las compañías son plenamente conscientes de que a los usuarios de los buscadores no les interesa investigar todos los resultados. No les da tiempo. Quizás, tampoco tienen ganas. Aunque puedan visitar 20.000 sitios (una cifra que Google puede encontrar cuando se busca el nombre de un actor), no acceden a los que están más allá de la primera página.

Por tanto, es necesario no sólo tener presencia en los buscadores, sino además ocupar las primeras posiciones del ranking. El hecho de que algunos buscadores indexen más páginas que otros es irrelevante; lo importante es la calidad de lo que se indexe. La gente quiere información valiosa y no basura de relleno. Las empresas saben que, quien sepa sacarle más jugo a los buscadores, está llamado a dominar Internet -las búsquedas en la Red producen ganancias de 2.000 millones de dólares anuales.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios