BAQUIA

Los problemas tecnológicos y legales paralizan la inversión del UMTS en España

Los problemas tecnológicos por falta de madurez del estándar que está presentando la telefonía móvil de tercera generación más los legales que atraviesa el concurso de adjudicación de licencias en España están ocasionando que en ese país las inversiones de las empresas se hayan paralizado.

A pesar de que sólo quedan siete meses para el inicio del plazo dado por el Gobierno para que se de este tipo de servicio (el 1 de agosto), Airtel, Telefónica Móviles, Amena y Xfera, adjudicatarias de los permisos, han dejado de construir su millonaria red.

El próximos doce de enero la audiencia Nacional deberá manifestarse sobre la anulación o no del concurso que organizó el Gobierno de España y hasta entonces las compañías no están dispuestas a seguir haciendo sus apuestas.

A ello se suma el malestar de los adjudicatarios a los que, tras la polémica política desatada en el país por la forma en que se hizo el proceso, se les ha impuesto una cuota anual adicional de 840 millones de pesetas.

Pero la cosa no se queda aquí. Más tarde el Gobierno manifestó que en un futuro dejaría entrar a nuevos operadores, lo que, según las empresas, ha aportado aún más incertidumbre en el sector. De hecho, Xfera, una de las empresas adjudicatarias ha rebajado ya sus previsiones de rentabilidad en este negocio.


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios