BAQUIA

Maine, a la vanguardia en neutralidad de acceso

Si bien siempre se ha considerado la Red como un espacio democrático, en el que todos los agentes tienen la misma libertad e importancia, prácticamente todo el mundo sabe que la realidad es bien diferente. Sin embargo, en ocasiones surgen iniciativas que intentan impulsar este modelo, para conseguir una Web plural con múltiples posibilidades para todos.

Ese es el caso del estado norteamericano de Maine, que ya se ha convertido en el primero en aprobar una legislación referente a la neutralidad en la Red. Gracias a la resolución LD 1675, se reconoce el derecho de todo ciudadano de la región a un acceso completo y no discriminatorio a Internet, con la intención de defender todos los derechos de los internautas de este estado.

“Net Neutrality”, nombre de este movimiento en Estados Unidos, busca la creación de una Red abierta y que ofrezca las mismas posibilidades a todos. Con esta iniciativa se quiere frenar la política de gran parte de ISPs, que amplían la velocidad de acceso a algunos contenidos o la reducen, dependiendo del propietario o la fuente de la que provienen. A través de esta neutralidad, se quieren garantizar las mismas condiciones de acceso para todos los internautas, así como su libertad de expresión. El objetivo es presionar a los proveedores para que se limiten a mover información, y no interfieran en los contenidos.

Con esta ley, los dirigentes del estado de Maine esperan que los pequeños comercios de la Red consigan competir en igualdad de condiciones con las grandes empresas. Además, esperan convertir este lugar en un espacio propicio para el desarrollo de start-ups, que encontrarían diversos beneficios para su crecimiento.

“Maine es el primer estado de la nación en defender el derecho de sus ciudadanos a acceder a Internet sin ningún tipo de discriminación” ha comentado el senador Ethan Strimling, principal impulsor de la nueva ley. “El resto del país debería seguirnos, y estudiar qué podemos hacer para proteger la neutralidad en la Red”.

Aunque no en todos los países los proveedores de Internet interfieren en los contenidos, cada vez son más los que utilizan su poder en la Red para favorecer o entorpecer el acceso a diferentes webs o informaciones. El movimiento “Net Neutrality”, acuñado en 2003 dentro de la Ley Europea de Telecomunicaciones, aboga por la creación de una serie de límites en las funciones de los ISPs, que deberían ofrecer simplemente acceso a la Web, sin interferir en los contenidos.

www.baquia.com


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios