BAQUIA

No, hablar por el móvil en la comida no está bien visto

La guía gastronómica Zagat no sólo se ocupa de la comida, también de las buenas maneras en la mesa. Quizá por eso su encuesta sobre los mejores restaurantes en Estados Unidos incluye preguntas sobre etiqueta a la hora de sentarse a la mesa, y ha comprobado el rechazo que produce que alguien saque el móvil mientras come.

El 63 por ciento de los encuestados dijo que le parece mal que alguien hable por teléfono o envíe mensajes de texto durante una comida, aunque algunos de los entrevistados por NYDaily News dijeron que los mensajes son menos molestos, quizá porque no obligan a los vecinos de mesa a escuchar media conversación.

Pero los móviles de hoy en día son mucho más que teléfonos, y entre todas las aplicaciones disponibles, hay algo que ha empezado a ganar popularidad a la hora de la comida: sacarle una foto al plato antes de probarlo, para coleccionarlo o para subirlo a la Red y hacer de críticos gastronómicos amateur.

Esta nueva afición es más inofensiva, y al 68 por ciento de los encuestados no les parecía mal, siempre y cuando se hiciera rápido. Así que nada de probar la luz, cambiar la escenografía de la mesa porque el salero estropea la dinámica ni recolocar los tomates de adorno. Pero al menos, no es una grosería. Las mismas normas se aplican a las fotos a los compañeros de mesa.

Ah, y sobre las conversaciones con mensajes instantáneos, mientras la gente de nuestra mesa nos mira perpleja, mejor ni hablamos.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios