Nominalia alerta de los peligros de las marcas ante la llegada de las nuevas extensiones de dominio

dominios.jpg

Nominalia, la empresa española de dominios, hosting, protección de marca online y otros servicios de presencia online, ha advertido de los peligros a los que se enfrentan las marcas registradas que no reaccionen ante la llegada de nuevas extensiones de dominio que van a aparecer a lo largo de 2014, entre los que está la usurpación de identidad.

En una conferencia durante la feria de marketing digital OMExpo, Marga Giménez, Business Developer de Nominalia, apuntó que algunos “ciberocupas” se dedican a apropiarse de dominios con el nombre de una marca para después venderlos. “Es muy importante proteger la marca en internet. No hace falta que la empresa sea una multinacional: la web es el principal acceso a nivel de negocio para las compañías”, explicó.

 

 

b2ap3_thumbnail_marcas.png

Otro de los elementos que han de tener en cuenta las empresas con presencia online es la oportunidad que suponen las nuevas extensiones para adaptar los contenidos a diferentes áreas geográficas. “En internet, el dominio es la marca. Es muy importante tener una marca protegida en todas las extensiones territoriales del país en el que se opere”, aseguró Marga Giménez.

Las nuevas terminaciones han comenzado a implantarse en 2014 como parte del esfuerzo para adaptar los dominios de internet a las necesidades del mercado. Esta tarea recae en la Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números (ICANN), organismo encargado de adjudicar los nombres de las direcciones URL.

La ICANN creó una base de datos única, junto a Deloitte e IBM, para que las empresas que tengan una marca registrada puedan darse de alta y así presentar solicitudes para hacerse con dominios con antelación, de forma privilegiada, antes de que las extensiones aprobadas estén abiertas al público en general. Este sistema, denominado Trademark Clearinghouse, también envía notificaciones a las compañías cuando un usuario registra dominios con sus marcas.

Por otro lado, la consultora estadounidense Donuts dispone de más de 250 extensiones genéricas y permite a las empresas bloquear los dominios que se registren con los nombres de sus marcas.

Nominalia dispone de un equipo de Online Brand Protection, que se encarga de gestionar los aspectos burocráticos de la protección de la marca en internet y de evaluar las oportunidades de negocio que puedan ofrecer los nuevos dominios.

\”Es importante que de todas las nuevas extensiones, las compañías seleccionen las que hagan referencia a su actividad comercial, porque el usuario final que puede contratar sus servicios o comprar sus productos va a identificar a la marca muy fácilmente. La principal ventaja es la adaptación a los principales buscadores en este intento de sectorizar internet”, concluyó Marga Giménez


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios