BAQUIA

Para ganar dinero en Internet hay que meterse con alguien

Es impresionante ver como blogs o periódicos digitales de muy pequeña audiencia y de “reputados” periodistas tienen patrocinado gran parte del portal por las grandes compañías españolas.

De nada sirve que el planificador de los anunciantes quiera invertir en otros soportes que tengan mucha más audiencia o un mejor perfil de usuario para esa campaña. Los presupuestos ya están asignados.

Internet en España es así: puede que tengas un buen negocio online, pero como quieras vivir de la publicidad, o te metes con alguien, y entonces determinados anunciantes querrán patrocinarte para que no hables mal de ellos, o difícil solución tienes.

Especialmente gravoso es el caso de Menéame, portal líder en España de la Web 2.0, pero que ningún gran anunciante ha tenido la decencia de apostar por él. Sobrevive gracias a Google AdSense, pero esto apenas da para pagar servidores y cuatro caprichos. Mientras tanto, portales como Hispanidad.com, Estrella Digital, El Confidencial Digital y otros con mucha menos audiencia tienen a patrocinadores de la talla de Gas Natural, Telefónica, Endesa, Santander, etc.

Otra gran empresa como Tuenti, que es la comunidad líder en España con un perfil de usuario joven al que muchos anunciantes deberían querer llegar, aún no ha recibido una sola campaña de publicidad (aunque bien es verdad que no lo están buscando con gran ímpetu).

Si de algo peca Internet es de exceso de información, pero los grandes portales y blogs, tanto generalistas como temáticos, “se huelen”, y deberían ser los anunciantes los que buscasen maximizar su inversión, al menos probando a hacer pequeñas campañas.

De nada sirve que la agencia de medios le indique al cliente que hay soportes más afines o con otras posibilidades, ya que muchas grandes empresas le dan al planificador ya cerrado el plan de medios donde quieren estar presentes.

La mayoría de blogs integra Google AdSense en su portal, pero a Google también le ha tocado la crisis y ha bajado el coste por clic de la mayoría de los anunciantes, aparte de cambiar el modelo de negocio de CPM (Coste Por Mil impresiones) a CPC (Coste Por Clic).

Malos tiempos para los que viven exclusivamente de la publicidad en Internet: tendrán que volver a reinventarse o buscar alternativas como Loogic, que hace blogs a empresas, o LastInfoo, que realiza periódicos digitales personalizados. Porque para los que quieren vivir de la publicidad… ya saben.


Compartir en :


Noticias relacionadas




Comentarios