BAQUIA

Para no pisarse las conexiones

Antes, nuestros escritorios y espacios de trabajo se convertían a menudo en ovillos de cables enredados: el de la impresora con el del teclado, el del ratón con el del teléfono, y todos esos cables de los que no se vislumbraba ninguno de sus dos extremos, pero que por alguna razón entorpecían siempre nuestros movimientos.

Ahora, las trasmisiones inalámbricas han suprimido muchos de estos molestos obstáculos, aunque el lío de conexiones sigue existiendo. La diferencia es que ahora no lo vemos porque vuelan en forma de ondas, pero igual que antes se liaba un cable con el otro, ahora se nos puede cruzar el wifi con la señal del móvil, el Bluetooth con el router inalámbrico…

Este útil invento de Kensington permite localizar las conexiones disponibles en cada lugar, de manera qué sepamos qué servicios hay disponibles y a la vez podamos evitar interferencias. El WiFi Finder Plus detecta las redes inalámbricas abiertas de 802.11b y 802.11g, y filtra estas y otras señales de 2,4GHz, asó como las de los teléfonos móviles, microondas y otras redes encriptadas.

El aparato funciona mediante media docena de indicadores luminosos LED, que varían de color según el tipo y la calidad de la red detectada: cinco luces verdes muestran la calidad de la red encontrada (cuantas más se iluminan, mejor es la recepción); un piloto rojo indica que no se ha captado ninguna señal, y el azul muestra que se ha localizado una red Bluetooth.

Más información


Compartir en :


Noticias relacionadas

Recomendamos




Comentarios